Mariano acuéstate, no hagas nada, el independentismo ha muerto

Puigdemont salió a escena y dijo ‘Tachán’. No sólo declaró la independencia unos segundos, como si fuera un tribuno, un dictador con plenos poderes; como si él decidiera por millones de catalanes además del resto de españoles. Si no que Carles después dijo que suspendía la independencia para dialogar, la técnica del poli bueno. Se basaba pero transgredía a la vez su propia ley que había sido suspendida por el Tribunal Constitucional. Mejor eso a que la hubiera liado, la verdad es esa. Lo que está claro es que ha defraudado a sus propios votantes independentistas. Luego firmaron un manifiesto, arrogándose ser los representantes de toda Cataluña, en un salón adjunto. Allí, ese documento, el del poli malo, decían que eran independientes y que querían hablar de igual a igual con España. Cantaron tristes el himno catalán, sonó muy bajo de tono y se fueron a su casa. Una auténtica farsa que intentó pasarle el balón al PP para que metan la pata de nuevo y les de vida para unas futuras elecciones. Así no se hacen las cosas. O declaras la independencia y se lía, o vuelves a la ley y dimites. Así lo ha dicho hasta la CUP. 

Hoy Mariano se reunirá con la panda de irresponsables que le aplauden a él y cada gol del Madrid. Espero que no haga nada, que deje todo en manos de los jueces. Que ellos decidan qué es lo que ha pasado. El independentismo ha muerto. Se deben buscar puntos de encuentro. Sólo el PP es capaz, junto a Ferreras y Roures, de volver a levantarlo, todo por un puñado de votos. El balón está botando y Mariano lo mira nervioso sacando la lengua antes de rematarlo. Este es capaz de liarla de nuevo cuando solo mediante medidas quirúrgicas, muy, muy limitadas, se desactivaría definitivamente al bloque independentista que está totalmente dividido y desacreditado ante sus electores.

Ferreras ha puesto mucho énfasis en la independencia, lleva hablando de ella más de 7 años en su Sexta. Se ha monopolizado mucho en determinado medios sobre el monotemita, de la corrupción allí o en Andalucía no se ha hablado, no convenía. Ya ha muerto el Procés. Ferreras tendrá que volver a su casa tras su trabajito de todos los días, de liarla un poquito más si se puede, de dar trascendencia a un bocata de foie gras, con musiquita emocionante y todo.

Vaya chasco, fraude y manera de reírse de vuestra propia gente, Carles y Oriol. La gente que recibió porrazos en la calle debe estar muy contenta con vosotros. Ellos sí creían en lo que hacían y creyeron en vuestras palabras. Sabían que era ilegal y fueron a votar porque así se lo pedisteis. Ahora, vosotros hacéis malabarismos y trucos de mal perdedor. Solo Mariano y Ferreras os pueden salvar. Tranquilos que ahí vienen, son capaces de todo. Todo por el jaleito.

Comentarios
Cargando...