¿De reformas en casa? Descubre los mejores consejos para sacarle el mejor partido

Hay que tener en cuenta que reformar la vivienda sigue siendo algo más barato que comprar una nueva residencia, especialmente en ciertas localizaciones, pues los precios de compra de inmuebles han aumentado casi un 5% durante el año pasado, lo que supone un incremento sin precedentes en la última década.

La reforma de una vivienda te permite adaptarla a tus gustos más específicos, cosa que sería impensable cambiar en una casa nueva. Las reformas pueden cambiar desde el suelo, pinturas, hasta incluso los mismos interruptores para la luz. Un abanico enorme de posibilidades que muchos encuentran muy excitante y motivador.

Consejos para empezar a plantear la reforma y ahorrar dinero

El precio medio de una obra de este calibre suele rondar entre los 300€ por metro cuadrado, subiendo hasta incluso a más de 800€, dependiendo del tipo y la naturaleza de la reforma. Por eso es muy importante que el primer paso por encima de cualquier otro sea fijar un presupuesto para toda la reforma – y debe ser un presupuesto que incluya una buen margen de reformas extras que siempre suelen hacerse una vez iniciada la obra con el objetivo inicial. Es decir, es vital que nos mentalicemos de que van a haber una serie de imprevistos que surgirán y es muy sabio guardar algo de presupuesto para tener más espacio de maniobra.

Pide presupuestos de todo lo que tengas en mente y compara precios. Ten en cuenta que del mismo modo que puedes reformar tu vivienda también puedes reparar, por ejemplo, electrodomésticos que se estén quedando viejos. Por eso es muy inteligente comparar precios entre equipo nuevo y repuestos para electrodomésticos porque en el caso de que sea algo reparable muy probablemente ahorremos mucho en la factura global de la reforma.

En general es recomendable invertir algo de tiempo en consultar los precios uno mismo en las tiendas para finalmente transmitir a los profesionales qué piezas vamos a instalar, sabiendo ya de antemano el precio. Haciéndolo así se garantiza un gran ahorro sobre el precio final y sobretodo nos permite controlar cuánto del presupuesto estamos utilizando.

Si estamos pensando en reformar el baño en Madrid siempre será interesante consultar con especialistas para saber si será necesario cambiar el sanitario también. Muchas de las empresas especialistas en reformas adaptarán su precio un poco si les evitamos comprar los artículos que vamos a instalar. Afortunadamente y de manera general, todo lo que suele instalarse en el cuarto de baño suelen ser de tamaño más reducido por lo que podemos transportarlo nosotros mismos, ahorrando así enormemente.

Algunos pequeños tips para incluir en nuestro baño es utilizar luces LED, que no sólo tienen una vida mucho más larga, sino que la iluminación es óptima para los aseos y sus espejos; y también elegir elementos decorativos con toques rurales como cestas de mimbre que resistan bien los cambios de temperaturas y ambientes húmedos sin que se deterioren.

Y por último, baraja bien las opciones para cambiar el tipo de suelo que vayas a instalar, eligiendo distintos tipos de materiales en base al uso y las condiciones que la habitación o zona vaya a tener. Si no lo has hecho ya, deberías echar un ojo a la revolucionaria alternativa para exteriores conocida como el pavimento impreso, cuya vida útil es muy larga, aguantando un buen estado de conservación estético durante muchos años y cuyo coste es muy bajo comparado con otros materiales que ofrecen peores cualidades por mucho más dinero. Además es fácilmente customizable por lo que se de adaptará a cualquier idea decorativa que tengas en mente.

Comentarios
Cargando...