Comunicados

Cómo usar la psicologia inversa para conquistar a un hombre

Cómo usar la psicologia inversa para conquistar a un hombre

Publicado: 16 de noviembre de 2017 18:42 (GTM+2)

Todos nos hemos puesto reactantes en un momento determinado. La reactancia es una reacción emocional que va en contradicción a las reglas, solo porque sentimos que nos están robando libertad. Un ejemplo claro lo tenemos en aquellos niños para los que vestirse significa toda una odisea, ya que sienten que el hecho de vestirles les resta libertad y se revuelven contra ellos.

A nivel sociológico tenemos el ejemplo de que aunque nos avisen de que ciertos hábitos, como el alcohol y el tabaco, son nocivos, seguimos consumiendo los. Aunque también hay quién es reactante por naturaleza y si es el caso del hombre que te gusta, esto puede jugar a favor a la hora de tratar de hacer que vuelva contigo.

La psicología reactiva no es buena para personas con baja autoestima porque se las podría dañar, pero puede resultar ideal para aquellos tipos seguros de sí mismos que en un momento dado ya no quieren saber más de ti porque se sienten atrapados en una historia.

La psicologia inversa para conquistar a un hombre, sería hacer que la otra persona actúe de la manera contraria a lo que se le propone.

Los hombres reactantes se acercan a las mujeres menos demandantes

Es un buen método, pero cuidado de hacer de esto una manipulación emocional. Lo cierto es que si estás todo el tiempo pendiente de sus mensajes, respondes al momento y siempre estás ahí esperando, esto pueda llegar a agobiar a la otra persona. Dejarle tranquilo un tiempo sería poner en marcha la psicología inversa.

Si lo que quieres es enamorar a un hombre popular es mejor no responder siempre a sus llamadas y si lo haces no mostrar un interés desmedido, solo dejarle buen sabor de boca que haga que él tenga ganas de conocerte más. Si has quedado para cenar con unos amigos y te llama para quedar, vé con tus amigos. Él te valorará más por ello, por la lealtad, que por ir corriendo a su lado.

Trata de hacerle ver a tu chico que no quieres robar su libertad, si no estar con él por lo que es. Es probable que él sea un reactante, de estos que si fueran deportistas de élite reaccionan más a unas palabras de su entrenador diciéndole que no va a conseguir su objetivo que alabando su trabajo.

Lo mismo ocurre con los niños reactantes. Si no se quiere duchar se le puede decir: mejor no lo hagas pero es posible que dentro de la bañera te encuentres con una sorpresa. El niño tratará de ver a qué nos referimos y así los hombres, estos niños mayores que con la psicología reactiva se acercan a las mujeres que les gustan sin problema, pero nunca a las más demandantes.

Plantear retos a los hombres para conquistar les suele surtir efecto

Dile que te gustaría ir a alguna parte y si dice que no irá, añade que no se preocupe, que ya tienes con quién. Es posible que con esta información le entren unas ganas locas de ir contigo y encima de pasarlo bien.

Claro que tampoco se puede abusar de la psicología inversa, pues habrá momentos en los que bajar la guardia y ser como eres, pero no estará de más tratar de conquistarle diciéndole, por ejemplo, que te aburres a su lado, para que él, si es de natural reactante, haga algo para pasarlo bien contigo. Eso si, no distorsiones la realidad, simplemente págale con esta moneda que parece ser que es la única que le pone en marcha.

Entre la psicología inversa y esta capacidad para leer las situaciones de un modo intuitivo y especial que muchas mujeres tienen, seguro que te harás con este hombre o mujer que tanto te gusta.