Comunicados

El aire acondicionado portátil con bomba de calor, la calefacción menos contaminante

El aire acondicionado portátil con bomba de calor, la calefacción menos contaminante

Publicado: 23 de noviembre de 2017 20:49 (GTM+2)

Se hace muy difícil determinar cuál es el tipo de calefacción ideal, pero ahora que el invierno ya ha llegado y lo ha hecho con muchas ganas es importante contar con un buen método. El Aire acondicionado portátil con bomba de calor es una buena opción, ya que sirve para darnos frío en verano y calor en invierno.

Sin embargo la opción no es barata, puesto que antes de comprar un equipo hay que ver el que mejor se adecua a nuestras necesidades, teniendo en cuenta que estos equipos de calefacción han de estar en marcha tanto en verano como en invierno, de modo que han de ser potentes.

Los aires acondicionados con bomba de calor ya suelen ser más potentes que los que no la tienen pero hay que ver bien que hay en el mercado antes de decidirse a comprar. Un aparato con certificado de Alta Eficiencia Energética Clase A no bajará de los 600 euros si queremos que tenga una larga duración y desde la Tienda Aire Acondicionado Portátil nos cuentan cómo se han puesto de moda estos aparatos que parecen ser una de las soluciones más eficaces y más demandadas, sobretodo en las grandes ciudades.

Principales ventajas e inconvenientes sobre el aire acondicionado portátil con bomba de calor

Se trata de máquinas térmicas que son respetuosas con el medio ambiente. Su máximo inconveniente viene de cómo aumenta la factura de la luz, mucho más ahora en que las grandes corporaciones energéticas campan a sus anchas y en España están haciendo pagar grandes cantidades de dinero e incluso algunas tasas que estudian las Agrupaciones de Consumidores para establecer si están permitidas o no.

Estas bombas funcionan como lo hacen las bombas de las neveras de las casas, sacando el aire de un lugar para transformarlo. Esto hace que no tengan que generar el calor sino que solo lo bombean, de modo que son capaces de generar hasta cinco veces más energía de la que consumen. Y si, el consumo energético del aire acondicionado con bomba de calor es caro, mucho más lo sería si nos sirvieran de estufas eléctricas, ya que estas generan el calor.

No emiten CO2, de manera que la contaminación atmosférica es cero, lo que les convierte en la máquina ideal para los más concienciados con la ecología y la preservación del medio ambiente. Y para los que quieran menos bacterias, virus y microbios los mantendrán a raya con estas bombas de calor y sus filtros, pero ocurre que en los países en los que se llega a menos cero con mucha frecuencia, una bomba de calor de un aire acondicionado no sea suficiente para hacer frente a las bajas temperaturas, así que cuanto mayor sea la temperatura exterior, menor será la función de estas.

 

El futuro de la calefacción pasa por hacer uso de los recursos energéticos más baratos y accesibles

En los países nórdicos europeos se ha desarrollado la bomba geotérmica, que hace el mismo proceso que la bomba de la máquina de aire acondicionado, solo que extrae el aire del subsuelo de las viviendas y no del exterior. El resultado no puede ser mejor, aunque en España estos equipos no se han implantado mucho, dado que la instalación es cara y compleja, de modo que amortizar la puede suponer varios años.

En las grandes ciudades sí se usan de un modo más habitual y el futuro de la calefacción pasa por ahí, por hacer uso de los recursos energéticos más baratos y más accesibles.
Ahora, solo nos queda informarnos bien antes de comprar la máquina que nos ayudará a tener confort en invierno sin perjudicar el entorno y para ello, el tamaño de los aparatos de aire acondicionado, ya sean fijos o portátiles pueden ser uno de sus inconvenientes así como el ruido que transmiten y que será menor en función del precio que vayamos a pagar por uno de ellos.