Comunicados

El uso de plantas medicinales como alternativa a los tratamientos farmacológicos

El uso de plantas medicinales como alternativa a los tratamientos farmacológicos

Publicado: 26 de marzo de 2018 09:32 (GTM+2)

Las nuevas formas de hacer medicina están suponiendo un importante avance para esta disciplina. Sin embargo, pseudociencias como la homeopatía reciben críticas bien argumentadas desde el mundo académico aduciendo que se trata de tratamientos con efecto placebo en los que no está demostrado su poder curativo.

Recientemente, la Universidad de Valencia ha asumido el error de invitar al argicultor Josep Pámies, que asegura curar el cáncer con sus plantas. La Universidad en un primer momento había invitado a este señor a impartir una conferencia sobre su actividad.

Para muchas personas, la medicina tradicional o el uso de plantas medicinales para combatir ciertas enfermedades es también una forma de placebo. Sin embargo, esto no es así, pues la propia Organización Mundial de la Salud estima que aproximadamente el 80% de la población del mundo todavía utiliza remedios tradicionales, entre ellos las plantas, como herramienta principal para el cuidado de la salud.

Otro dato interesante es que la mayoría de los nuevos medicamentos presentados en Estados Unidos, el 70%, son derivados de productos naturales, principalmente las plantas.

Las plantas medicinales en la academia y las instituciones

Existen plantas con poder curativo, de hecho forman parte de la tradición y los remedios caseros, una buena forma de combatir enfermedades de poca gravedad, como dolores, constipados, náuseas, etc.

En Andalucía, la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio tiene en funcionamiento desde el año 2016 el proyecto VALUEPAM, en el que se pretende abordar la situación de las plantas medicinales y aromáticas desde diferentes enfoques para ofrecer estrategias posibles sobre cómo utilizar estas especies como herramientas de desarrollo sostenible, social, económico y medio ambiental de los espacios naturales y zonas rurales, según indican desde la web del programa.

En la web del programa se pueden consultar todas las acciones puestas en marcha así como una completa guía de noticias sobre todos los avances de este plan.

Con el mismo objetivo, hace unos años publicaron en la Universidad de Granada un completo manual con el título "Las plantas de uso medicinal en Lanjarón", en el que se recogen hasta 84 plantas medicinales localizadas en la falda meridional de Sierra Nevada, una de las áreas con mayor índice de biodiversidad de toda Andalucía.

En este recopilatorio se dan cita especiales vegetales que forman parte del acervo cultural ligado a la flora de esta región, es decir, se unen conocimientos botánicos y medicinales con conocimientos etnográficos.

Los usos de las plantas medicinales

Todos conocemos remedios caseros elaborados a partir de plantas medicinales. Existen además numerosos manuales que ofrecen todas las propiedades que tienen numerosas plantas en el mundo de la medicina.

En términos generales, quien más quien menos ha empleado alguna vez las plantas a modo de paliativo para tratar algún que otro trastorno, molestia o enfermedad. No obstante, esto es muy diferente a lo que propone el señor Pamiés, asegurar que las plantas ponen fin a ciertos tipos de cáncer.

Las plantas medicinales, la llamada botica de la abuela, conforman ese grupo de remedios que han ido pasando de generación en generación, en base a plantas medicinales y otros elementos domésticos que, en muchos casos se ha comprobado que funcionen y son útiles. Por tanto, son muchas las propiedades de las hierbas medicinales.

a cúrcuma o la verbena poseen propiedades antiinflamatorias. No inflamaciones internas, sino externas. Algunas plantas como las citadas cuentan con una acción doble, de modo que alivian la dolencia y al tiempo eliminan el problema de raíz.

En el caso de la salvia o la mielenrama su capacidad es astringente, esto es, contrae tejidos afectados por alguna dolencia o enfermedad. Este tipo de plantas son muy útiles para combatir la diarrea.

Una de las propiedades más destacadas es la capacidad diurética de ciertas especies vegetales. En muchas dietas de adelgazamiento o de detoxificación, o simplemente cuando lo que se busca es limpiar el organismo y dejarlo libre de toxinas, se echa mano de estas plantas. La cola de caballo e infusiones a partir de té son una buena muestra de ello.

Otra dolencia que ayudan a sanar algunas plantas medicinales es la congestión nasal y los constipados. El eucalipto, el regaliz, el tomillo y otras muchas, ya sean tomadas en infusiones o mediante vahos, se muestran eficaces para eliminar las mucosidades bronquiales o despejar la garganta.

Como vemos, son muchas las dolencias que ayudan a sanar las plantas medicinales, pues a estas citadas debemos sumarle los efectos tranquilizador, laxante, estimulante o antitérmico que poseen decenas de especies vegetales.