Comunicados

Pon a punto tu restaurante para la nueva temporada

Pon a punto tu restaurante para la nueva temporada

Publicado: 19 de abril de 2018 10:09 (GTM+2)

La llegada del buen tiempo es bien recibida especialmente por los negocios del sector de la hostelería y la restauración. Con la llegada del buen tiempo, los consumidores se animan a salir y a pasar tiempo en los establecimientos, con especial predilección por las terrazas.

La decoración de la terraza

En estos meses en los que suben las temperaturas, los restaurantes y bares empiezan a poner a punto sus espacios exteriores, creando ambientes en los que es importante cuidar cada detalle: mobiliario, iluminación, decoración... Cada detalle cuenta en la experiencia final del cliente.

A la hora de decorar y vestir esta o cualquier otra zona de tu local, hay que buscar siempre la comodidad. Tener este aspecto en cuenta es fundamental para que los clientes se sientan a gusto en un espacio y se lleven una idea positiva del negocio.

Por ello debes hacerte con sillones cómodos para tu restaurante y mesas de terraza para bar que se adapten al espacio. Si buscas ideas sobre mobiliario exterior para hostelería, en Makro puedes encontrar muchas alternativas de equipamiento para terrazas.

También es muy importante cuidar la iluminación, ya que con detalles como velas y candelabros se logran ambientes acogedores que completan la experiencia de los comensales. En las zonas de exterior, lo más cómodo y seguro es utilizar velas LED recargables.

La cocina internacional, una apuesta por los sabores diferentes

La comida internacional está de moda. A la mayoría de los comensales les encanta poder realizar un pequeño viaje a través de la gastronomía de los distintos países sin necesidad de salir de la ciudad y, en este caso, de un mismo restaurante.

Entre las más demandadas se encuentra la comida mexicana, italiana o japonesa. No obstante, hay países que cuentan en su haber con deliciosas recetas y una sabrosa gastronomía que muchos comensales desconocen.

Una de las apuestas seguras es la comida alemana. Además de sus célebres salchichas, la gastronomía de este país ofrece exquisitos platos de carne, como el sabroso Kassler, una de las recetas tradicionales alemanas más conocidas en la cocina de este país.

También es de sobra conocida su variedad de panes y sus mermeladas, ya que se trata de un país en el que existen innumerables bosques en los que predominan los frutos rojos. En cuanto a postres, el más conocido es el célebre Strüdel.

Otra idea que los clientes suelen apreciar y que despierta gran curiosidad son las fusiones de platos internacionales con sabores de nuestro país. Con un poco de investigación y paciencia en la cocina, se puede dar un toque único al menú que, además, diferenciará al establecimiento de la competencia.

Un buen vino siempre es buena compañía

El vino es uno de los aspectos que hay que cuidar especialmente en cualquier restaurante que se precie. Contar con una buena selección de vinos de calidad y a un precio razonable es algo que los clientes valorarán positivamente.

Tan importante es contar con buenos vinos como lo es saber servirlos y la copa en la que se presentan. Por este motivo, hay que saber cómo y dónde comprar las copas de vino adecuadas para cada tipo. Así, las copas de vino tinto más utilizadas son la Borgoña o la Burdeos.

Para los vinos blancos, que son los más demandados en la época estival, hay que tener en cuenta que son más pequeñas y que la abertura es un poco más ancha. Por lo tanto, es importante cuidar estos detalles y ofrecer a cada vino su copa.

En cuanto a selección de vinos, apostar por vinos nacionales es una buena opción, teniendo en cuenta que España es el tercer productor de vino del planeta. No obstante, también se pueden incluir algunos de otros países, como Francia o Italia.

También es muy recomendable que el personal del restaurante tenga una serie de conocimientos acerca del vino que está sirviendo, ya que muchos clientes preguntarán al personal sobre cómo maridarlo o acerca de las propiedades del propio vino.

En este sentido, es recomendable contar en el equipo con una persona experta en vinos, y si no es posible, sí que merecerá la pena al menos invertir en la formación de alguno de los empleados del restaurante para que conozca al detalle los vinos que se incluyen en la carta.

Los mejores postres y el mejor café

Servir un buen café es un arte, y también una de las mejores prácticas puedes llevar a cabo en tu restaurante si quieres que los clientes acaben con buen sabor de boca. Muchos de ellos serán seguramente exigentes con este producto, por lo que es importante no defraudar.

Una opción muy cómoda y bastante asequible es servir cápsulas de café como las de Tassimo, que trabaja con marcas de gran calidad como Marcilla, Kenko, L’OR, Maxwell House, Jacobs o Cadbury para realizar sus productos, lo que hace que gocen de gran prestigio entre los amantes del buen café.

Las cápsulas de diferentes sabores de tassimo te ayudarán además a aportar a tu carta una gran variedad de sabores, además de ser recargables. Esto supondrá un plus añadido más allá de la variedad de postres y dulces, sin contar con que será el intervalo perfecto para iniciar la sobremesa.

En cuanto a postres, es conveniente incluir siempre una variedad de propuestas caseras, ya que estos son siempre mejor valorados por los comensales. Esta no tiene por qué ser demasiado extensa, pero sí que es aconsejable disponer al menos de algunas elaboraciones propias.

También es importante no olvidar ofrecer una selección de helados para combatir las altas temperaturas. Estos pueden ir servidos como acompañamiento de los postres caseros o, incluso, optar por ofrecer batidos helados en los que se mezcle con algunos de los cafés de sabores.

 

Estos son algunas de las claves que hay que tener en cuenta para que un negocio alcance las expectativas de cualquier comensal, especialmente ante el previsible aumento de clientes que trae consigo la llegada del buen tiempo. ¿Estás preparado?