Comunicados

Situaciones límite que ponen en jaque la economía de un país

Situaciones límite que ponen en jaque la economía de un país

Publicado: 9 de mayo de 2018 13:47 (GTM+2)

En los últimos años la oleada de personas extranjeras que viajan hacia países más desarrollados huyendo de la guerra y la pobreza se ha multiplicado muchísimo. Esto es algo que preocupa y mucho a los diferentes países que piensan que es una situación insostenible para el país. Personas sin trabajo, sin casa, a las que hay que mantener mientras dentro del país que los acoge pueden existir problemas más importantes para los ciudadanos que viven allí y que se van dejando al final de la lista porque están desbordados.

Pero al contrario de lo que muchos piensan un estudio ha revelado que la llegada de inmigrantes y que éstos se pongan a trabajar y se integren en ese nuevo país puede hacer que la economía de esos países ricos a los que van buscando refugio aumente.

Promulgar nuevas leyes, la manera de poner orden

La realidad es que cuando un extranjero llega a un nuevo país se puede encontrar con muchos problemas a la hora de integrarse por el rechazo de la gente, no tener casa y no encontrar trabajo. En muchas ocasiones trabajar sin papeles se hace muy difícil.

Muchos lugares exigen a sus trabajadores papeles pero para conseguirlos deben demostrar que están trabajando. Pero ¿cómo? Sin trabajo no hay papeles pero sin papeles no hay trabajo, es la pescadilla que se muerde la cola. Aquellos que consiguen encontrar un puesto lo hacen mediante la economía sumergida que, al final, sí que resulta algo negativo para la situación financiera de un país. Por el contrario, un estudio ha dejado claro que la inmigración puede resultar en bien para la economía pero, claro está, es necesario regularlo y que haya un orden bien establecido. Personas extranjeras que trabajan de manera legal pagan impuestos en el país dónde viven y son contribuyentes que consumen.

Problemas económicos ya existentes

Mientras que muchos se quejan de que la llegada de inmigrantes hace sufrir la economía del país, la realidad es muy diferente. Dentro de algunos países considerados del primer mundo ya hay rencillas y problemas debido a la falta de trabajo y a la gran crisis económica que se ha sufrido en los últimos años. Su resultado es que miles de personas han perdido sus puestos de trabajo quedando totalmente desamparados. Familias enteras sin trabajo que ven como no pueden pagar los gastos que ya tienen y que empiezan a perder, no solo poder adquisitivo, sino también sus casas por no poder pagar. También se pueden encontrar casos de personas que necesitan créditos para pagar otros créditos y así llegan a entrar en una lista de morosos porque dejan de pagar. Algunas veces se puede conseguir créditos con Asnef, es decir, conseguir dinero prestado aunque se esté en una de estas listas pero, realmente, ¿soluciona algo?

El abuso de las cláusulas suelo

En tiempos de bonanza se pedían créditos e hipotecas y nadie ponía un solo pero a nada. Los Bancos hacían sus transacciones firmando hipotecas casi imposibles con unas condiciones que, a la larga, se han encontrado fraudulentas y abusivas. Claro, cuando las cosas iban bien nadie se quejaba pero ahora, que no se puede pagar, todo el mundo ve muy claro el abuso de esas cláusulas. Es el caso de la cláusula suelo que tienen las hipotecas y que, ahora, se puede reclamar con la ayuda de buenos abogados que pueden ayudarte tras calcular lo que se debe con una calculadora clausula suelo.

Esta cláusula impide que el banco deje de ganar dinero. Aunque el tipo de interés fluctúe y esté en mínimos pero el Banco se asegura una ganancia porque la cantidad a pagar está por encima de lo que marque el tipo de interés. Por ejemplo, aunque el interés esté en el 1% si la cláusula suelo es de 3% nunca se pagará menos que eso.

Igual que se explicaba con el caso de los inmigrantes, promulgar leyes que eviten ganar más a unos y hacer perder a otros de manera abusiva podría conseguir que la economía de un país sea más estable, e incluso, fuera mejor.