Opinión

Alandete y sus amigos del Consejo Atlántico (OTAN) dicen que Iglesias y Podemos son "caballos de Troya del Kremlin"

Alandete y sus amigos del Consejo Atlántico (OTAN) dicen que Iglesias y Podemos son "caballos de Troya del Kremlin"

Publicado: 3 de junio de 2019 11:52 (GTM+2)

David Alandete

David Alandete

David Alandete, que trabaja para el centro de estudios estadounidense Consejo Atlántico (OTAN) y para ABC, ha publicado en este diario uno de sus mensajes iluminadores sobre injerencias rusas, conjuras y demás historias, esta vez metiendo a Pablo Iglesias y Alberto Garzón en su "denuncia".

El que fuera subdirector de EL PAÍS, cuando este periódico giró a la derecha en su línea editorial llegando a perder gran parte de sus lectores, ha dicho en su artículo titulado “La red de propaganda rusa se apoya en Podemos en España”, que las palabras de Pablo Iglesias son parte de “una estrategia diseñada y ejecutada por el brazo propagandístico del Gobierno de Rusia cuya finalidad última es influir sobre la opinión pública y la política exterior de España para debilitar desde dentro instituciones como la Unión Europea y dañar el lazo trasatlántico”.

A Alandete le tenemos especial cariño en Digital Sevilla porque EL PAÍS, cuando él era un pez gordo, nos puso como supuestos estafadores mediáticos. Además sigue lanzando de vez en cuando ataques contra nosotros o alguno de nuestros periodistas.

De mí llegó a preguntar a un compañero si yo era ruso, con lo cual no tengo que hacer más comentarios sobre este periodista… que trabaja para un organismo de la OTAN.

Alandete afirma en su última obra que en esta labor, Podemos e Iglesias “no están solos”, sino que cuentan con el apoyo de “diputados, europarlamentarios, partidos políticos y un entramado de medios públicos y privados alineados con la gran maquinaria de injerencia rusa”.

El colaborador del Consejo Atlántico afirma que Rusia ha cometido una “agresión bélica” al anexionarse Crimea, península donde el 90% de la población votó a favor de la anexión y que, como la gran mayoría de Ucrania, lleva siendo parte de Rusia desde hace siglos.

Alandete no dice una palabra del partido ultra y neonazi que sostiene a Poroshenko, el anterior presidente de Ucrania, y al que la Unión Europea apoyó en su golpe de Estado, hay cosas que se olvidan.

Toda la narrativa de Alandete gira en su artículo alrededor de un jugador de fútbol al que Iglesias calificó de neonazi y racista, desde ahí nos ilumina con su teoría de gran conspiración, y lo dice estando a sueldo del Consejo Atlántico, sin despeinarse.

Luego habla de un complejo mediático ruso, que evidentemente existe, al igual que el español, el israelí, el británico o el estadounidense. Habrá medios que harán propaganda rusa, y otros no, al igual que en España y en otros países hay medios que directamente funcionan al dictado de la CIA y la OTAN. La propaganda es algo muy viejo, se practica desde hace siglos, y ahí se han vendido muchos personajes a cambio de unas monedas.

En cuanto a lo que dice de Iglesias e Irán, está a la altura de lo dicho por OK DIARIO.

No quiero dedicar más tiempo a intentar leer o analizar lo que este hombre, experto colaborador del Atlantic Council, pero no puedo evitar detallar que en su artículo habla de “caballos de Troya del Kremlin”, y que justo así califica a los políticos de Podemos e Izquierda Unida, el Consejo Atlántico, justo el ente que paga a Alandete...

Lo peor es que no está solo, es que las noticias internacionales de la mayoría de los grandes medios de comunicación nacionales, incluso los públicos, ocultan demasiadas cosas, y dan puntos de vista muy parecidos a los intereses de la OTAN. También hay periódicos con sede en diferentes partes del mundo que hacen propaganda de Rusia pero ahí cada uno tiene que usar su cerebro para saber contrastar y elegir buenos medios de información.

Ya no hay manifestaciones de “no a la guerra”, consiguieron adormecer al ciudadano. Hoy se destruyen países como Libia, Siria, Palestina o Yemen y todo el mundo permanece callado. Ninguna guerra será parada por la opinión pública, el imperialismo financiero y petrolero ha vencido. Demos gracias a los insignes representantes de este nuevo "periodismo" atlántico. Han venido desde el paraíso, desde el dorado cielo de Wall Street, a iluminarnos.