Andalucía

"Guerra civil" en Cádiz por una chirigota que satiriza sobre el entusiasmo de los cofrades

"Guerra civil" en Cádiz por una chirigota que satiriza sobre el entusiasmo de los cofrades

Publicado: 17 de febrero de 2020 17:05 (GTM+2)

El cisma entre los dos sectores de la Andalucía más tradicional ha llegado a límites insospechados

"Guerra civil" en Cádiz por una chirigota que satiriza sobre el entusiasmo de los cofrades

2020 está siendo un año cargado de tensiones que amenazan con destruir el mundo. Primero fue la posible guerra entre Estados Unidos e Irán, luego el tema del coronavirus y ahora una auténtica guerra entre dos de los sectores más tradicionales y entusiasta de la Andalucía más tradicional y profunda: carnavaleros contra cofrades.

Todo surgió por una chirigota que satiriza sobre el excesivo entusiasmo con el que los seguidores de la Semana Santa de Cádiz aplauden y dedican "vivas" a los cortejos religiosos. Si bien el Carnaval se ha caracterizado por hacer humor con todos los temas, la chirigota de Juanlu Cacana, Aquí estamos de paso, parece haber tocado con una línea roja que ya venía marcada desde el año 1993.

Ese año el autor de comparsas Antonio Martínez Ares fue expulsado de una cofradía religiosa tras dedicar un pasodoble al papa Juan Pablo II en el que se lanzaban ciertas críticas. Ahora, el autor de la chirigota que satiriza sobre el humor cofrade ha tenido la misma suerte: ha sido expulsado de la Hermandad de la Borriquita, en la que también participaba como cargador del paso.

La presión que están ejerciendo los sectores más conservador, y defendibles, de la Semana Santa gaditana ha creado un clima de división entre carnavaleros y cofrades, con el agravante de que la mayoría son aficionados a ambas cosas.

Tras mostrar por primera vez la 'performance' en la que la chirigota de Cascana incluye reproducciones de varios pasos de Semana Santa con los componentes disfrazados de devotos, el Consejo local de hermandes de Cádiz, algo así como un cartel que reúne a todas las asociaciones religiosas que se dedican a sacar procesiones en Semana Santa e incluso el Secretario diocesano de Hermandades y Cofradías emitieron un comunicado dando a conocer al público cuan ofendidos estaban por la representación apuntando a que "la mofa realizada hacia los sentimientos religiosos de miles de gaditanos".

Pero si pensaban que todo quedaba ahí, en una guerra entre católicos muy ofendidos y aficionados al carnaval haciendo lo que hacen siempre, hacer humor tocando cualquier tema, estabais muy equivocados. El caso dio otro giro cuando desde Protección Civil se cargó también contra la chirigota cuestionando la seguridad de la puesta en escena de cara al pasacalles que se hace por las calles de la ciudad andaluza.

Estas dudas han desatado sospechas sobre si están fundadas o se trata de un intento de censura encubierta.