Internacional

Científicos chinos descubren nuevos datos sobre el covid-19 que podrían servir para encontrar una cura

Científicos chinos descubren nuevos datos sobre el covid-19 que podrían servir para encontrar una cura

Publicado: 13 de abril de 2020 19:41 (GTM+2)

En contra de lo que se pensaba, el nuevo coronavirus puede no ser una enfermedad pulmonar sino una afección dirigida a los glóbulos rojos

Científicos chinos han publicado un nuevo estudio en el que aportan nuevos datos sobre el covid-19 que podrían servir para aplicar un tratamiento eficaz que permita reducir drásticamente el porcentaje de fallecidos.

Hasta el momento, la mayoría de médicos del mundo han estado tratando el coronavirus principalmente como si se tratara de una enfermedad pulmonar, que causa una neumonía grave.

Ahora, la investigación realizada por un grupo de universidades chinas, apunta a que el virus estaría atacando a los glóbulos rojos de la sangre (encargados de transportar el oxígeno) y esto estaría derivando luego en problemas para los pulmones y causando una insuficiencia orgánica.

Esto explicaría por qué muchos pacientes conectados a un respirador siguen teniendo problemas para "repartir" oxígeno a los diferentes órganos de su cuerpo y apunta a un tratamiento ya existente como posible cura de la enfermedad mientras se sigue trabajando en la búsqueda de una vacuna.

Michael Coudrey, un reconocido inversionista tecnológico valora esta investigación afirmando que “los hallazgos han llevado a algunos médicos a preguntarse si es hora de explorar nuevas formas de tratar el coronavirus a corto plazo”.

Si bien los ventiladores han sido importantes en el tratamiento de casos graves de coronavirus, Coudrey señala que si los pulmones no son la raíz del problema de la enfermedad, puede que no sean suficiente en el tratamiento de pacientes con coronavirus.

“Es posible que los ventiladores no estén tratando la causa raíz, ya que muchos de los pulmones de los pacientes no se están ‘cansando’, están bombeando muy bien. Es en cambio que la hemoglobina afectada ha sido despojada de su capacidad de transportar oxígeno, lo que resulta en hipoxia”, añade el experto.

Por ello, siempre teniendo en cuenta las conclusiones a las que llegan en este estudio, Coudrey apunta a que la única forma de tratar los casos graves de coronavirus es “administrando oxígeno o una transfusión de glóbulos rojos”.

Y uno que podría ayudar con el aumento de glóbulos rojos es la hidroxicloroquina, un medicamento contra la malaria, que se ha utilizado en los EEUU en las últimas dos semanas para tratar el coronavirus, aunque otros expertos ponen en duda su eficacia y piden realizar más estudios al respecto.

La Agencia Europea del Medicamento y la OMS ya están trabajando en estudios sobre este medicamento, pero advierten que de momento solo debe usarse en ensayos clínicos o programas de uso de emergencia, evitando así desabastecimiento.