Caverna Mediática

Eduardo Inda y un redactor de su panfleto, investigados por acoso

Eduardo Inda y un redactor de su panfleto, investigados por acoso

Publicado: 6 de mayo de 2020 10:50 (GTM+2)

El "periodista" podría haber cruzado los límites de la legalidad en su obsesión contra Pablo Iglesias e Irene Montero

Eduardo Inda, director de Ok Diario

Eduardo Inda, director de Ok Diario

El "periodista" y director de Ok Diario, Eduardo Inda, y uno de sus redactores, Alejandro Entrambasaguas, están siendo investigados por la titular del juzgado de primera instancia e instrucción de Collado Villalba, Sara Rodríguez Huertas, por haber cometido un presunto delito de acoso a los hijos del vicepresidente, Pablo Iglesias, y la ministra de Igualdad, Irene Montero.

Así lo detalla en exclusiva el diario Público, quienes ponen el foco en el notable seguimiento al que han sido sometidos ambos políticos durante años por parte de Eduardo Inda, quien llegó a publicar incluso una imagen de la ecografía de sus hijos.

Sin embargo, el motivo por el que la jueza está investigando al conocido "periodista" es por unos hechos que se remontan al pasado mes de diciembre, y que obligó a todas las partes a acudir entonces a declarar al juzgado.

La denuncia llegó por parte de uno de los escoltas que acompaña al vicepresidente a llevar a sus hijos a la casa donde los cuidaban, al no tener todavía edad escolar. El escolta llevaba días viendo merodear a una persona por la zona. Esta resultó ser  Alejandro Entrambasaguas, el empleado de Eduardo Inda, como se demostró tras ser identificado por la Policía.

Así, el pasado 23 de diciembre la jueza relata en un auto que se desestimaron las medidas cautelares solicitadas por Iglesias y Montero "la personación en varias ocasiones de uno de los investigados en el domicilio de la cuidadora y su insistencia para con los vecinos de obtener información sobre la misma". La cuidadora de los pequeños recibió más de 14 llamadas a su teléfono y varias visitas a su domicilio particular por parte del reportero.

El propio Entrambasaguas aseguró entonces que "el objetivo de su personación en cuatro ocasiones en el domicilio de la cuidadora era obtener información sobre un reportaje concreto, pero que ante la imposibilidad de acceder a la cuidadora y no poder conseguir la suficiente información para poder contrastarla con la obtenida a través de su fuente, ha decidido no continuar con el reportaje".