Internacional

Tratan de matar a la jueza que investiga al Deutsche Bank por su relación con Epstein

Tratan de matar a la jueza que investiga al Deutsche Bank por su relación con Epstein

Publicado: 20 de julio de 2020 19:27 (GTM+2)

Cuatro días después de quedar a cargo del caso un sicario se ha presentado en su casa, matado a su hijo y herido de gravedad a su esposo

Deutsche Bank

Deutsche Bank

Un sicario ha tratado de asesinar este lunes a Esther Salas, la jueza federal estadounidense que recibió hace cuatro días el expediente sobre las demandas presentadas contra el banco alemán Deutsche Bank por su presunta relación con el polémico financiero Jeffrey Epstein, un amigo que Donald Trump y otras personalidades importantes como el príncipe Andrés de Inglaterra.

La jueza logró escapar con ilesa del tiroteo pero no corrió la misma suerte su hijo, de 20 años, que falleció y su esposo, el también conocido abogado Mark Andherl, que resultó herido y se encuentra en estado crítico. Los vecinos han explicado a la prensa que un hombre disfrazado como mensajero de una popular compañía de transporte llamada FedEx llamó a la puerta de la casa de la magistrada, situada en Nueva Jersey.

Primero disparó mortalmente al hijo de la jueza, que fue quien abrió la puerta, para mas tarde tirotear también a su esposo. Sin embargo, la jueza se encontraba en esos momentos en el sótano de la casa y el sicario no la avistó por lo que decidió huir del lugar a toda prisa.

Epstein fue acusado de tráfico sexual de menores y fue "suicidado" en una prisión el año pasado. Y lo ponemos entre comillas porque suceso dejó muchas dudas, ya que el detenido había estado en vigilancia por riesgo de suicidio tras un incidente, y le trasladaron de nuevo una unidad sin equipo especial de prevención.

Ahora, la jueza trata de esclarecer qué papel jugó el principal banco de Alemania, el Deutsche Bank en toda la trama criminal. A comienzos de este mes el banco recibió ya una multa de 150 millones de dólares por parte del Departamento de Servicios Financieros del Estado de Nueva York y reconoció “fallos significativos” en el proceso de supervisión de las cuentas de Epstein.