Viajes

Tradiciones navideñas en diferentes regiones de la Península Ibérica

Tradiciones navideñas en diferentes regiones de la Península Ibérica

Publicado: 19 de noviembre de 2020 18:52 (GTM+2)

La Navidad abraza a todos los rincones del mundo con su calor y su magia, pero en cada lugar se vive de una forma diferente y cuenta con tradiciones singulares que no se encuentran en ninguna otra parte. La Península Ibérica no es una excepción, y, además de las tradiciones propias del Estado español, hay muchas otras que son propias a las diferentes regiones de la península Ibérica. Acompáñanos en nuestro recorrido para conocer algunas de tradiciones navideñas regionales más singulares.

Euskadi y Navarra – El Olentzero

La figura vasca del Olentzero es una de las más características de Euskal Herria. Basado en la figura de los mineros vascos, el Olentzero es un carbonero que vive en las montañas y que baja a las ciudades en Navidad para repartir regalos a los niños. Se trata de una variación del mito de Papá Noel o Santa Claus con un fuerte arraigo popular porque constituye en sí misma todo un homenaje a las clases trabajadoras. Creciendo bajo la figura del Olentzero, los niños vascos parten de la idea de que los regalos son fruto del trabajo, y no algo que simplemente cae del cielo. Es una excelente manera de inculcar el respeto por la clase trabajadora y la idea de que Navidad es un periodo del año en que debemos sentirnos agradecidos por su esfuerzo.

Lugo – O Apalpador

O Apalpador es una variante del Olentzero que se encuentra en Lugo, Galicia. O Apalpador también es un carbonero que baja a los pueblos en Navidad para palpar el estómago de los niños y asegurarse de que han sido bien alimentados durante el año. Para contribuir a ello, les deja algo de comida rural y algún regalo para animarlos a que sigan cuidándose, creciendo y siendo buenos durante el año que está por comenzar. Se trata de una tradición que muestra una vez más los lazos culturales entre las distintas regiones del norte de la Península Ibérica y que ha logrado mantenerse a flote con el paso de los siglos.

Catalunya – Las figuras cómicas del Belén

En Catalunya hay toda una serie de figuras del Belén que no se encuentran en otros lugares de la Península Ibérica. Muchas de ellas representan a personajes populares o, incluso, a personalidades famosas del momento. La artesanía catalana se permite un giro cómico en la fabricación de estas figuras, que con frecuencia aparecen con poses extravagantes y suelen ser las favoritas de los niños.

Si buscas figuras para tu Belén, recuerda que puedes conseguir las tuyas en Holyart, una plataforma de artesanías donde puedes encontrar una amplia variedad de decoraciones navideñas, desde el árbol de Navidad hasta luces para el jardín o fuegos decorativos LED, para disfrutar del ambiente de una preciosa chimenea vivasdonde vivas.

A Coruña – Belén de la Orden Tercera

Continuando con los belenes, el Belén de la Orden Tercera de Ferrol, A Coruña, es uno de los más extraordinarios de todo el territorio. Consiste en un belén donde cada año se han ido incorporando nuevas figuras desde 1945, con lo que cada vez tiene un volumen más impresionante. Lo que comenzó como un belén normal ha pasado a ser todo un evento para miles de personas que se desplazan hasta A Coruña cada año para disfrutar de esta extraordinaria obra de arte.

Huelva – Belén Viviente de Beas

A diferencia de los belenes compuestos por figuras, en Andalucía cuentan con uno formado por actores. El Belén Viviente de Beas, en Huelva, es uno de los más entrañables de Europa y el más antiguo de Andalucía. Operativo desde 1970, este belén cuenta con una especial dedicación por parte de los niños de la región, que con frecuencia se sienten honrados por poder participar en la exhibición. Considerado una de las 7 maravillas de la provincia de Huelva, este belén es algo que definitivamente no deberías perderte si visitas esta parte de la península.

Cádiz – El Arrastre

Andalucía es sin duda una tierra repleta de tradiciones. En Algeciras, Cádiz, existe una tradición navideña muy especial consistente en el arrastre de latas. Se trata de un evento colectivo en el que los padres y madres ayudan a sus hijos e hijas a reunir latas de refresco o de conservas y combinarlas con formas singulares para arrastrarlas luego por la calle sujetas por cordeles, en un esfuerzo para atraer la atención de los Reyes Magos. Es la forma que tienen los niños de Algeciras de recordarles a los Reyes que han sido buenos durante el año y que les gustaría recibir sus regalos de Navidad.