Caverna Mediática

Iker Jiménez denuncia amenazas de muerte por tocar "ciertos temas"

Iker Jiménez denuncia amenazas de muerte por tocar "ciertos temas"

Publicado: 29 de diciembre de 2020 09:57 (GTM+2)

Ha defendido que se pregunte "por todo con libertad" ante los que le dicen que aparecerá "en una cuneta"

Iker Jiménez en Cuarto Milenio.

Iker Jiménez en Cuarto Milenio.

Iker Jiménez, presentador de Cuarto Milenio, ha denunciado en Twitter las amenazas de muerte que ha recibido. El periodista ha comentado algunos mensajes que le han enviado tras la emisión de algunos de sus programas centrados en la Covid o sus directos en Youtube.

Según Jiménez, las amenazas son por tocar asuntos polémicos o peliagudos.

“A todos los que de buena voluntad me dicen que 'no toque ciertos temas' que no se preocupen. Estoy para preguntarme por todo con libertad. Y para que se debata en casa”, publicó el presentador de Cuatro en Twitter.

“A los que me dicen que 'apareceré en una cuneta' pues sinceramente espero que no llegue la sangre al río”, denunció Jiménez. Tras ver los titulares de los medios de comunicación al respecto, él mismo ha confesado: “¡Leer el titular impacta lo suyo!”.

El periodista se ha reafirmado en su manera de trabajar y no concibe la censura o autocensura que algunos promueven:
“Siempre me ha interesado saber de qué asuntos no se puede ni hablar. Ni hacer mención. Y si se hace, aténgase uno a las consecuencias”.

“Pero siempre creí que este era el oficio”, dijo el presentador sobre el periodismo. “Tocar esos temas en TV me y nos enseña sobre la libertad y el sistema temeroso en el que vivimos”, resaltaba en la red social.

Iker Jiménez lleva meses volcado con la Covid-19, siendo de los pocos que alertaron de la letalidad y virulencia del coronavirus. El periodista ha dedicado numerosos programas planteando preguntas incómodas, sobre la actuación de la OMS por ejemplo, y poniendo el foco en cuestiones diferentes a las que remarcan la mayoría de los grandes medios.

De hecho, su programa denunció el papel de otros medios de comunicación que "repite los dogmas del poder", detalló los titulares que le acusaron de alarmista,  y señaló cómo los grandes inversores iban a sacar beneficio de las deudas de los países así como la compra de empresas con la "ganga" de la pandemia.

A su vez ha centrado sus programas en casos como el de la muerte del Rafael Escobedo, que apareció ahorcado en prisión después de ser condenado por el crimen de los marqueses de Urquijo. Una muerte que calificó de sospechosa y un crimen que podía "responder a una trama financiera con implicaciones políticas de un alto nivel".