Internacional

Dimite la ministra de Exteriores de Colombia tras las críticas internacionales por la represión

Dimite la ministra de Exteriores de Colombia tras las críticas internacionales por la represión

Publicado: 14 de mayo de 2021 11:28 (GTM+2)

Es el segundo miembro del Gobierno que presenta su dimisión desde que comenzaron los ataques contra manifestantes

Claudia Blum, ministra de Exteriores de Colombia, ha presentado su dimisión este jueves, igual que hizo con anterioridad el titular de Hacienda.

“El paro ha perjudicado la imagen de Colombia en el exterior porque han pintado un gobierno dictatorial, lo cual es falso. Las 24 muertes, no todas atribuibles a la policía, y los casos de abuso de autoridad, se están investigando y serán sancionados, si los encuentran culpables. Pero nadie habla de que hubo 864 policías lesionados y es falso que la fuerza pública abriera fuego contra la multitud. Es muy grave que solo recojan la versión de un lado”, detalla al diario EL MUNDO la senadora Paloma Valencia, del Centro Democrático. “En las manifestaciones de los chalecos amarillos de Francia hubo once muertos, cuatro mil heridos y arrestaron a doce mil personas y nadie dijo que Macron fuese un dictador” afirmó Valencia al periódico.

A su vez la senadora recuerda que son 1.500 los bloqueos de calles y carreteras que han impedido el paso de misiones médicas y alimentos, para humanos y animales. “Eso ha causado la muerte de miles de pollos y cerdos, y la carestía de la canasta familiar”, ha remarcado la representante.

Debido a la inestabilidad social y política, la celebración de la Copa América en Colombia está en riesgo. La competición deportiva iba a comenzar el 15 de junio en ciudades colombianas y argentinas. Distintas fuentes aseguran a EL MUNDO que la Conmebol está pensando sustituir a Colombia por otro país, por la situación actual.

El miércoles por la noche en la ciudad colombiana de Barranquilla, el partido de la Copa Libertadores entre el equipo local Junior y el River Plate de Buenos Aires, tuvo que suspenderse durante unos minutos por los gases lacrimógenos que llegaban hasta el terreno de juego y molestaban a los futbolistas. Fuera del estadio, la Policía trató de dispersar a los manifestantes, que pretendían parar el encuentro al grito de "sin paz, no hay fútbol".

Además, distintos empresas han perdido sus exportaciones tanto por los bloqueos que les impiden acceder a los puertos como por la impresión de sus socios de que se puedan repetir los desórdenes más adelante. “Estos paros prolongados y todo lo sucedido hacen perder la credibilidad del país y de los productos nacionales”, afirma a EL MUNDO Luis Fernando Vélez, fundador y gerente de Café Amor Perfecto. “Nosotros íbamos a exportar un contenedor a Uruguay, pero no ha podido salir de Bogotá por los bloqueos y el cliente irá ahora a comprar el café a Italia, donde no tiene problemas. Perdemos el trabajo de años”.