Andalucía

En 2020 murieron 37.000 dependientes andaluces esperando los trámites de su reconocimiento

En 2020 murieron 37.000 dependientes andaluces esperando los trámites de su reconocimiento

Publicado: 24 de mayo de 2021 14:08 (GTM+2)

El 72,38% de ellos tenía con una resolución para disfrutar de su Programa Individual de Atención (PIA)

En 2020 han fallecido un total de 37.002 dependientes andaluces esperando diversos trámites de reconocimiento asociados a Ley de Promoción de la Autonomía Personal y Atención a las personas en situación de dependencia. El 72,38% de ellos tenía con una resolución para disfrutar de su Programa Individual de Atención (PIA).

Estos datos han sido actualizados a fecha de 31 de enero de 2021 y aparecen en una respuesta parlamentaria de Rocío Ruiz, consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, a una pregunta del PSOE-A y que fue publicada en el BOPA, Boletín Oficial del Parlamento de Andalucía.

La Junta diferencia tres estatus de los potenciales beneficiarios de la Ley de Dependencia: las personas muertas sin una resolución sobre su grado de dependencia, que identifica como fuera de plazo, tras más de 90 días; los fallecidos tras el reconocimiento de su nivel como dependiente, con la consideración de fuera de plazo tras más de 180 días; y por último, las personas fallecidas con una resolución de la Junta de su programa de atención.

Las personas que han fallecido sin resolución de su grado de dependencia son 4.189, con grado reconocido y sin PIA son 6.030, mientras que son 26.783 los dependientes fallecidos con un programa de atención reconocido por la Junta de Andalucía.

La edad de los dependientes fallecidos a la espera de diferentes trámites de la administración se concentra entre los 65 y los 100 años. En el caso de los 4.189 muertos sin resolución de grado, el 62% tenía entre 80 y 100 años de edad.

Entre los 6.030 dependientes fenecidos con su grado reconocido y a la espera del programa de atención, el 70% de ellos estaban en el tramo de edad de entre 80 y 100 años.

De los 26.783 dependientes muertos con su programa de atención reconocido, el 80% (79,47%) se situaba en la franja de edad de 80 a 100 años.