Comunicados

Cómo reclamar tarjetas revolving

Cómo reclamar tarjetas revolving

Publicado: 7 de junio de 2021 08:14 (GTM+2)

Debido al tipo de interés que se aplica sobre su empleo y otras características, las tarjetas revolving han sido catalogadas como un servicio nocivo para el consumidor. En efecto, muchos clientes no conocen el mecanismo por el cual este tipo de tarjetas se aprovechan de ellos, y siguen utilizándolas. Para ellos es fundamental saber cómo reclamar tarjetas revolving.

Las tarjetas revolving

Son muchas las personas que han sido afectados por este tipo de prácticas financieras. Estas tarjetas permiten al usuario disponer de un crédito al consumo habitual. Dicho crédito se renueva, como en una tarjeta tradicional, con cada cuota que la persona abona mensualmente.

Lo que distingue a las tarjetas revolving es que la persona puede elegir aplazar los pagos mensuales, aceptando el recargo de intereses sobre el monto adeudado. Dichos intereses son los que se encuentran en discordia, puesto que son extremadamente altos —más altos que cualquier otro servicio del mercado—.

Es entonces cuando estas tarjetas se convierten en instrumentos financieros abusivos, puesto que los bancos que las emiten no informan de manera clara y eficaz sobre las condiciones de pago. Lo que se recomienda, en primer lugar, es conocer el estado de cuenta de la tarjeta y la tasa de interés sobre los pagos.

Cómo saber si mi tarjeta es revolving

Las entidades que emiten estas tarjetas no las anuncian como tales, puesto que reconocen que se trata de un tipo de crédito que nadie querría adquirir tras conocer a fondo su funcionamiento. Por ello, el cliente debe estar atento y enterarse por cuenta propia de qué tipo de servicio dispone. Lo más evidente en torno a este tipo de tarjetas es la tasa de interés que aplica sobre el dinero adeudado. Si se encuentran alrededor del 20 % TAE —Tasa Anual Equivalente—, se trata de una tarjeta revolving.

Otra pista puede ser el costo asociado a las comisiones y gastos administrativos producto de su mantenimiento, y otras formas de comercio desleal; por ejemplo, la falta de transparencia, los gastos de apertura elevados, el sistema de disposiciones legales que dificulta activamente el entendimiento sobre las características del servicio.

Cómo reclamar y conseguir un reintegro

En caso de considerarse que se trata de una práctica revolving, lo que sigue es iniciar acciones de cese y cancelación de la tarjeta. En este sentido, Reclama Por Mí es una de las agencias con mejor reputación del mercado. Esta se encarga de llevar adelante el reclamo correspondiente y gestionar la devolución de lo cobrado de manera ilegítima. Esto suele realizarse en dos pasos:

  • En principio, antes de iniciar acciones por la vía judicial, se recomienda tratar con la empresa directamente.
  • En caso de no obtener respuesta, se acude a la vía judicial. Para ello lo más recomendable es delegarle el reclamo a un estudio profesional que conozca la jurisprudencia. Reclama Por Mí es el más recomendado, con una tasa de efectividad superior al noventa por ciento.

 

Las tarjetas revolving hoy son conocidas como instrumentos de crédito que perjudican al usuario. Por lo tanto, no se anuncian como tales y depende del mismo usuario constatar si se encuentra utilizando una. Una vez hecho esto, reclamar tarjetas revolving es sencillo y, en la gran mayoría de los casos, una apuesta segura.