Mordiendo Manzanas

Apple lleva sus MacBook Pro a un nivel superior

Apple lleva sus MacBook Pro a un nivel superior

Publicado: 19 de octubre de 2021 08:21 (GTM+2)

El nuevo diseño les otorga una potencia impresionante

Apple está pegando grandes pasos en su transición hacia los procesadores para ordenador de diseño propio y arquitectura ARM al presentar dos nuevos chips, el M1 Pro y el M1 Max, que otorgan unas altas capacidades a sus nuevos portátiles. La empresa estadounidense ha presentado sus rediseñados y MacBook Pro en dos tamaños, 14,2 y 16,2 pulgadas.

La compañía de la manzana mordida cree que el lanzamiento del M1 Pro y el M1 Max supone un cambio de paradigma. Ambos dispositivos vienen del asombroso M1, con tecnología de 5 nanómetros, presentado hace un año y vendido en la gama de entrada de sus ordenadores, que son los menos potentes si se puede calificar así con esas prestaciones.

El M1 Pro incorpora 33.700 millones de transistores, más del doble de los que tiene el modelo M1. Apple ha fabricado un chip con un procesador central (CPU) de diez núcleos (ocho de rendimiento y dos de eficiencia). Este elemento posee a su vez un procesador gráfico (GPU) de hasta 16 núcleos.

El M1 Max, supera estas características. Tiene 57.000 millones de transistores, un 70% más que el M1 Pro y la misma CPU. Su GPU es de 32 núcleos y Apple la ha acercado al ordenador portátil de gama alta más potente que hay. Sus rendimientos son comparables, algo menor en el MacBook, pero con un consumo de energía un 40% inferior.

Esa potencia ha sido equipada en estos ordenadores que han sido rediseñados completamente. Los nuevos MacBook Pro de 14 y 16 pulgadas son prácticamente iguales. Tienen una pantalla Mini Led, Apple la califica Liquid Retina XDR, como la del iPad Pro, que le otorga brillos muy altos, una elevada relación de contraste y negros muy profundos. Además, incorpora la función ProMotion, ya integrada en el iPhone 13, de hasta 120 Hz, que hace los movimientos muy suaves.

Esa pantalla deja una pequeña pestaña oscura en la parte superior central, un notch como el de los últimos modelos de iPhone que va a ser polémica. Apple ha colocado un sensor 1.080p que otorga imágenes HD a las videoconferencias y videollamadas.

Los MacBook Pro han recuperado a su vez cosas del pasado que Apple se había dejado en el tintero en los últimos años. Desaparece la TouchBar, una pantalla que tenía funciones en el teclado y este pasa a ser completamente físico. Vuelve el cargador magnético MagSafe, además de la ranura para tarjetas SDXC, tres puertos Thunderbolt 4 (USB-C) y un conector HDMI.

El sistema de sonido de alta fidelidad tiene seis altavoces, dos para agudos y cuatro para los graves. Los MacBook Pro son compatibles con Dolby Atmos, el llamado sonido espacial. El nuevo MacBook Pro de 14 pulgadas se vende desde el martes 26 de octubre a partir de 2.249 euros (2.024'87 euros para el sector educativo), mientras que el MacBook Pro de 16 pulgadas se venderá a partir de 2.749 euros (2.474'99 euros para el sector educativo).