Comunicados

Warmpool expone factores a tener en cuenta para escoger las bombas de calor para piscina

Warmpool expone factores a tener en cuenta para escoger las bombas de calor para piscina

Publicado: 5 de septiembre de 2022 08:00 (GTM+2)

Una de las opciones más recomendables para calentar el agua de las piscinas y disfrutar de este espacio durante todo el año es la climatización por medio de una bomba de calor. La modernización de estos aparatos es la principal razón.

En la actualidad, las bombas para piscina más avanzadas disponen de un coeficiente de rendimiento que permite calentar el agua tomando la energía del aire, por lo que el consumo de electricidad es mínimo y se genera un ahorro energético. En España, este tipo de productos se pueden encontrar en empresas como Warmpool.

¿Qué se debe tener en cuenta para la compra de bombas para piscinas?

A la hora de escoger bombas para piscina se deben tener en cuenta varios aspectos. En primer lugar, es importante considerar si la piscina está enterrada o elevada. En este último caso, la temperatura del agua baja con mayor facilidad debido a la exposición de las paredes.

La dimensión también es un factor determinante, ya que el volumen de agua permite calcular la potencia calorífica de la bomba. Esto varía en piscinas rectangulares, cuadradas, ovaladas y redondas.

El tercer elemento que determina qué bomba resulta más adecuada es la cubierta de la piscina, es decir, si tiene cerramiento, cubierta de persiana o manta térmica. Para elegir el equipo adecuado también es importante conocer las condiciones ambientales y el tiempo de luz solar donde se necesitará la bomba.

¿Para qué sirven las bombas para piscina?

Las bombas de calor son el método más eficiente para calentar las piscinas. Además, el gasto energético que producen es muy bajo, en comparación con la energía que proporcionan.

Otro beneficio es que no producen contaminación al medioambiente, debido a que la energía no proviene de combustibles fósiles como el carbón o el petróleo. Asimismo, la instalación es sencilla y el mantenimiento es mínimo. Solo se requiere la limpieza periódica del filtro de aire. Estos equipos cuentan con tecnología inverter y pueden ser controlados a través de aplicaciones vía wifi.

La empresa fabrica sus propias bombas desde hace más de 20 años. Además, todos los componentes de los equipos tienen una garantía de 3 años.

Hoy en día, es posible hacer uso de la piscina en otoño e incluso en invierno gracias a la tecnología de las bombas de calor. Lo recomendable es contactar a empresas personalizadas que orienten al cliente en la compra del modelo que mejor se adapte a sus necesidades.