07 de febrero de 2023
Síguenos: Facebook Twitter
Artículo

La literatura fantástica de la saga 'Más allá de la bruma' nace como respuesta a una infancia de hospitales

La literatura fantástica de la saga 'Más allá de la bruma' nace como respuesta a una infancia de hospitales

Victor Barco - 17 de enero de 2023

El autor Ian Cuervo lanza al mercado una primera entrega, titulada Ghosting, enmarcada en una novedosa propuesta en la que la Editorial Caligrama ha creído ver un diamante en bruto.

Ian Cuervo es un prometedor autor que pasó buena parte de su infancia entrando y saliendo de los hospitales, una circunstancia nada amable ni cómoda, que, sin embargo, le sirvió como palanca para refugiarse de lleno en su gran pasión: la lectura. Y ya se sabe que todo buen autor que se precie de serlo ha de ser anteriormente un lector voraz. En Cuervo se daban todas las circunstancias vitales para que ahora, a la luz de la madurez, eclosione una vena artística que va a dar lugar al nacimiento de una excitante saga literaria que lleva por título Más allá de la bruma. Se habla del género de la literatura fantástica que tantos adeptos viene ganando entre los lectores jóvenes (y no tanto) de un tiempo a esta parte.

La primera entrega lleva por título un sugerente anglicismo, Ghosting, que deja a las claras que juega entre la ambigüedad de dos mundos paralelos. La trama, muy bien perfilada y cincelada con una prosa ágil y pegadiza, habla de Laia, una joven de origen humilde que vive junto a su hermana pequeña, su madrastra y su padre en un barrio de Nueva Ítaca, una imaginaria cosmopolita nueva capital. Al cumplir los veinte años, se da cuenta de que sus sueños de adolescente se han evaporado y se ve obligada a enfrentarse a la realidad de una vida adulta que nada tiene que ver con la que había forjado en su fértil imaginación. La magia había desaparecido.

«Pensó en la vida de sus padres, siempre agobiados, buscando mil maneras de ajustar las cuentas para poder pagar facturas y más facturas, siempre calculando hasta el más leve movimiento si con ello podían ahorrarse unos céntimos, siempre postergando planes que deseaban realizar, y eso un día tras otro, un año tras otro, cómo si algún día pudiesen realmente llegar a realizarlos...». Al mirar alrededor y no gustarle lo que veía, decide atender a otro mundo, a su rebosante mundo interior, que es hermoso... y también peligroso. Se está, por tanto, ante una animosa novela de aventuras con todos sus ingredientes.

Como se lee en el volumen, la imaginación se desborda: Bruadar es el mundo que late en el corazón de la sombra que todo cuerpo tangible proyecta, la sombra de una sombra, el reflejo de un reflejo. Es más: «Es sabido que de la relación entre sueños y pesadillas pueden nacer mundos, y por la misma, pueden ser destruidos». Esta es una inscripción encontrada... en la puerta principal de la Torre de La Tercera Luna. No hay dudas de que se está ante el comienzo de una sólida saga que dará mucho que hablar.