16 de julio de 2024
Síguenos: Facebook Twitter
Artículo

Por qué el wifi no siempre es la mejor opción, según Actelser

Por qué el wifi no siempre es la mejor opción, según Actelser

Victor Barco - 7 de febrero de 2023

El wifi es la tecnología de conectividad inalámbrica que permite que los dispositivos electrónicos se comuniquen entre sí y, a la vez, que puedan conectarse a internet. Aunque es la forma más popular de conectarse, presenta algunas limitaciones en cuanto a estabilidad y alcance de la señal que dificultan la experiencia en muchos casos.

Para asegurar la estabilidad y fiabilidad de una conexión la clave está en usar cableado siempre que se pueda (algo que los gamers online conocen bien) pero que a la práctica significa líos de cables Ethernet a la vista por la casa o, si se quiere hacer bien, plantear obras en la vivienda para dotarla de instalación de telecomunicaciones en todas las estancias, algo que de cara al futuro irá en aumento. Para superar estas limitaciones, están apareciendo opciones interesantes, una de ellas son los kits de fibra óptica plástica, que permiten instalar fibra óptica en las estancias que queramos de nuestras casas sin hacer obras y se puede adquirir en tiendas como Actelser.

Conocer las limitaciones de las conexiones inalámbricas

Una de las principales limitaciones del wifi y las conexiones inalámbricas es su alcance limitado e inestable. A medida que se alejan del router o punto de acceso, las señales wifi se debilitan y pueden tener dificultades para conectarse o mantener una conexión estable. Esto provoca un problema en áreas grandes o en edificios de varios pisos, donde es necesario instalar múltiples puntos de acceso para cubrir toda la zona.

Otra limitación del wifi es la velocidad de conexión, la cual es afectada por el número de dispositivos conectados simultáneamente, la distancia al router o punto de acceso y la cantidad de tráfico en la red. A medida que más dispositivos se conectan a la red, la velocidad de conexión suele disminuir, lo que causa problemas para navegar, transmitir vídeo o realizar otras tareas que requieren una conexión rápida.

La última limitación tiene que ver con que las señales wifi pueden ser interferidas por otros dispositivos electrónicos cercanos, como televisores, microondas y otros routers, lo cual causa problemas de conectividad, como una conexión lenta o intermitente, y de disponibilidad.

Instalar fibra óptica plástica: una reforma tecnológica de conectividad en el hogar sin hacer obras

Los Kits Snap Data de Actelser representan una solución muy interesante para mejorar la calidad de la señal de internet y ampliar el alcance de la conexión en todo el hogar. Se trata de unos dispositivos que permiten "clonar" el router una o varias veces con la misma intensidad y calidad señal de conexión que llega del operador a cualquier espacio de la vivienda o edificio. La fibra óptica plástica da una señal sin pérdidas que es incluso mejor que la de los cables Ethernet, ya que, al ser de luz, es totalmente inmune a las interferencias electromagnéticas que provocan otros electrodomésticos y puede integrarse con nuestro cableado eléctrico de forma homologada.

Una de sus características fuertes es la facilidad de instalación, ya que se hace casi sin herramientas, especialmente si se compara con su hermana la fibra óptica de vidrio, lo cual permite llegar a lugares donde no hay señal de internet, utilizando los mismos tubos de los cables eléctricos. El sistema es inmune a radiaciones, fácil de esconder y tiene un cableado mucho más flexible que el Ethernet. Por lo general, cualquier persona puede instalar el kit de fibra óptica en su hogar sin problemas, hay varios usuarios de YouTube que han compartido sus experiencias.

Instalar fibra óptica puede ser una muy buena idea para aquellos que teletrabajan, juegan en línea, tienen videoconferencias y streaming de vídeo de alta calidad, porque se puede actualizar el hogar a la conectividad profesional sin tener que realizar obras y a una fracción del precio.