13 de abril de 2024
Síguenos: Facebook Twitter
Artículo

La circuncisión en niños mejora la higiene y evita infecciones en casos de fimosis

La circuncisión en niños mejora la higiene y evita infecciones en casos de fimosis

Victor Barco - 14 de febrero de 2024

Cuando los niños presentan molestias al orinar por infecciones urinarias de forma constante, es momento de descartar la fimosis.

Se trata de una condición en la que la piel del prepucio es tan estrecha o poco elástica que impide que el glande sea expuesto y salga correctamente, para favorecer una mejor higiene.

Con más de 20 años de experiencia en el área de urología pediátrica y cirugía pediátrica en Madrid, el Dr. Daniel Cabezalí Barbancho resuelve este tipo de problemas mediante la circuncisión en niños. Este es un procedimiento quirúrgico que mejora la calidad de vida de los pacientes para toda la vida.

En manos de especialistas

El Dr. Cabezalí trabaja como especialista en cirugía pediátrica, colaborador docente en hospitales de la capital española como el hospital 12 de Octubre. Además, es profesor de la Universidad Complutense de Madrid y profesor de los Cursos de Cirugía Laparoscópica y Urología Pediátrica en el Centro de Cirugía de Mínima Invasión Jesús Usón, en Cáceres. Su experiencia se complementa con su pertenencia a The European Academy of Paediatric Urology y su talento como conferencista de máximo nivel.

Todo el conocimiento de este especialista está al servicio de niños de entre 0 y 16 años de edad que presenten situaciones de salud en el área urológica, para ser atendidos con las últimas técnicas y la más avanzada tecnología. En el caso de la fimosis, es necesario realizar la circuncisión cuando el niño haya dejado el pañal, cerca de los dos o tres años de edad. Sin embargo, el doctor comenta que, en algunas culturas, la circuncisión en niños se realiza a una edad más temprana, sin que esto represente riesgo alguno.

Un sencillo procedimiento

Para quitar la zona de piel del prepucio que está estrecha y permitir que el glande salga correctamente, el Dr. Cabezalí utiliza anestesia general superficial, ya que cuando se administra anestesia local, el niño puede moverse en algún momento de la cirugía, e impide que la cirugía se efectúe con precisión. Después de retirar la piel que estrecha el prepucio, se suturan varios puntos para unir nuevamente la piel a la mucosa de pene, pero con una salida del glande que no permitirá que las secreciones naturales se acumulen y generen infecciones. Además, el urólogo pediatra destaca que la circuncisión en niños con fimosis logrará que el paciente no tenga molestias en la edad adulta, como por ejemplo, en las erecciones o en la actividad sexual.

Durante el post-operatorio, el médico indica la aplicación de cremas o vaselina para evitar el roce de la piel y facilitar la cicatrización y asegura que, aunque cada paciente es distinto, por lo general los niños podrán volver al colegio en una semana aproximadamente. 

Padres y representantes de Madrid y de todo el país pueden solicitar los servicios del doctor Cabezalí en su página web o en el portal Top Doctors, tanto en el formato presencial, como por videoconsulta, para dejar en las mejores manos la salud urológica y el bienestar de sus niños.