23 de abril de 2024
Síguenos: Facebook Twitter
Artículo

Alternativas económicas a los ascensores tradicionales

Alternativas económicas a los ascensores tradicionales

Vicki Vera - 28 de febrero de 2024

En los bloques de pisos y en las viviendas unifamiliares en las que viven personas con problemas de movilidad, la instalación de un ascensor puede convertirse en todo un desafío económico. En ambos casos, la alternativa más asequible pasa por dos dispositivos de alta eficacia: los salvaescaleras y las plataformas elevadoras.

Así que, conozcamos cuáles son los principales problemas de accesibilidad habituales, muy especialmente en los edificios comunitarios, y cuándo es recomendable optar por una de esas dos opciones.

Dos opciones ideales para las comunidades de propietarios

En edificios sin ascensor, los vecinos con discapacidad o movilidad reducida se enfrentan a retos casi imposibles para entrar y salir de sus viviendas… Los salvaescaleras son la solución indicada para esos casos, ya que pueden instalarse en espacios muy reducidos y cubrir el servicio de varias plantas.

Los problemas son parecidos cuando el edificio cuenta con ascensor, pero este no baja hasta la cota cero. Es decir, que para usar el ascensor hay que subir una escalera, y bajarla cuando se sale a la calle.

En este caso, puede optarse por un salvaescaleras o por una plataforma elevadora. Con la segunda opción, el servicio es doble: se atienden las necesidades de las personas con movilidad reducida y también las de aquellas que trasladan coches de bebé, bultos voluminosos o carritos de la compra.

Evidentemente, las dos soluciones también son válidas para viviendas unifamiliares y dúplex.

Por qué optar por un salvaescaleras o una plataforma elevadora

Frente al tradicional ascensor, estas son las tres grandes ventajas de estos dispositivos de ayuda a la movilidad:

¿En qué empresa confiar para instalar uno de estos dispositivos elevadores?

Bajo nuestro punto de vista, la firma Stannah es una primera opción. Y es que no es una simple empresa fabricante de salvaescaleras y elevadores, puesto que lo que ofrece a sus clientes es un servicio integral, personalizado y permanente, que comienza con la fabricación de los dispositivos y culmina cuando los mismos están funcionando a pleno rendimiento.

Tras la puesta en servicio, en Stannah, continúan al servicio del cliente, siempre dispuestos para resolver cualquier posible incidencia que pueda ocurrir durante la vida útil de sus dispositivos elevadores. En resumidas cuentas, esto es lo que los clientes pueden esperar de Stannah:

Si te suena bien lo que te estamos contando, todo lo que tienes que hacer es ponerte en contacto con el departamento de atención al cliente de stannah. Solicita una visita de evaluación gratuita y da el primer paso para recuperar tu libertad de movimiento.