18 de julio de 2024
Síguenos: Facebook Twitter
Artículo

La importancia de la ergonomía en el trabajo para potenciar el bienestar de los empleados

La importancia de la ergonomía en el trabajo para potenciar el bienestar de los empleados

Victor Barco - 27 de junio de 2024

La ergonomía en el trabajo se ha convertido en una de las principales preocupaciones de las empresas en la actualidad, ya que se encarga de que el espacio laboral, herramientas y tareas de trabajo estén alineadas con las características anatómicas, fisiológicas y psicológicas del empleado. Todo ello con el fin de salvaguardar su salud mental y física y su bienestar integral.

Este tipo de importantes para el bienestar de los trabajadores pueden conseguirse en la plataforma de wellness corporativo WellWo, la cual ofrece un conjunto de herramientas y recursos para contribuir a la mejora de la salud y el bienestar en las organizaciones.

La higiene postural en el entorno laboral

Al hablar sobre la higiene postural, se hace referencia a las normas, actitudes y consejos que ayudan a la persona a mantener una correcta postura para poder prevenir lesiones, tanto en estado de reposo como al estar en movimiento. Al cuidar la higiene postural, se aprende a proteger la espalda, principalmente, al hacer actividades del día a día y, a su vez, permite realizar estas tareas de manera eficaz, reduciendo el dolor y evitando las lesiones en la medida de lo posible.

Cuando una persona sabe mantener una buena postura, el siguiente paso es estudiar y analizar el entorno que lo rodea para así poder adaptarlo de manera que pueda mantener siempre una buena postura. Este análisis incluye, esencialmente, el espacio de trabajo, considerando el mobiliario y las condiciones en las que se trabaja para poder adaptarse a ciertas características, como la luz o las actividades realizadas diariamente.

Recomendaciones para cuidar la higiene postural

Existe una gran variedad de recomendaciones para mantener una buena postura, dependiendo de la actividad que se esté realizando en ese momento, o se planee realizar. Como medidas generales, se recomienda hacer ejercicio para fortalecer los músculos y huesos, así tendrán más elasticidad y corregirá la postura. También es útil realizar calentamientos previos a cualquier ejercicio, estirar antes y después de ejercitarse, llevar un ritmo de vida activo, no fumar y evitar estar en la misma postura por mucho tiempo.

Por su parte, al estar en el lugar de trabajo, específicamente estando sentado, los expertos recomiendan apoyar los dos pies al suelo y mantener las rodillas alineadas, procurar girar el cuerpo por completo a la vez y levantarse cada tanto tiempo y caminar y estirar un poco cuando se esté sentado por muchas horas seguidas. Cuando se trata de levantar peso, se debe cuidar el acto de agacharse flexionando las rodillas, con la espalda recta y la cabeza en alto, con los pies lo más cerca posible del objeto, levantando el peso hasta la altura del pecho y manteniendo los codos flexionados.

Para estar de pie, se debe mantener un pie sobre un objeto y luego cambiarlo por el otro, intentar usar los antebrazos al utilizar los brazos y evitar, en la medida de lo posible, los zapatos de tacón.