Perfiles viajeros que querrás adoptar esta primavera – verano

Aunque cueste imaginarlo, dadas las inusuales semanas que llevamos encadenando, el buen tiempo llegará tarde o temprano. Tenemos por estos lares dos estaciones claramente definidas, el invierno y el verano, sin apenas tiempo para que otras más inocuoas y transitorias, como son la primavera y el otoño, hagan siquiera acto de presencia.

Según vengan días soleados y la temperatura sube, se animarán las terrazas y las ganas de hacer planes, que siempre pasan por gastar y no ahorrar. La vida misma: uno se debate entre la importancia de salvar unos euros para inversiones importantes y el convencimiento de que solo se vive una vez.

Los viajes coparán los planes venideros. Y eso de preparar brinda una etapa de disfrute en sí misma, aunque conlleve discusiones con los amigos, la familia o la pareja para gastar más o menos, ir aquí o ir allá. Un disfrute que se prolongará durante el mismo viaje y que luego dejará recuerdos maravillosos (o ese es el deseo) que también perdurarán.

Al viajar adquirimos diferentes perfiles, nos enriquecemos de diferente manera y forjamos un carácter propio que huye de las etiquetas, de los prejuicios y de los estereotipos. Ni el más ilustrado renuncia a las noches de fiesta, ni el más juerguista renuncia al aprendizaje. Lo mejor, en todos los casos, es dejarse llevar.

Fiesteros en Tarifa

Uno piensa en ese municipio ventoso a orillas del Estrecho y piensa en surf, en ambientes bohemios, en música electrónica y en… Despedidas en Tarifa. Las despedidas en Tarifa, efectivamente, se han puesto de moda en los últimos años, y para explotar la propuesta hay empresas con nombre tan reveladores como diAdios. Desde luego, que una empresa que sabe se ocupe de buscar el alojamiento, la fiesta, las comidas y cenas o las actividades específicas, ayuda a decantarse por celebrar la despedida en Tarifa.

No hace falta llevar mucha compañía ni grandes expectativas de pasarlo bien para que Tarifa sorprenda, la localidad es apta para todos los públicos. Lo demuestra su Castillo de Guzmán, entre los mejor conservados de Andalucía, construido en el 960 por el califa Abd-ar-Rahman III. Un vestigio testigo del pasado árabe de Andalucía, pero cuyas vistas a África, a unos 15 kilómetros, recuerdan que, en realidad, no estamos tan lejos.

De hecho, en lo que a vistas se refiere Tarifa tiene multitud de panorámicas. El Mirador El Estrecho, a pocos kilómetros del casco histórico, es otro ejemplo, y desde allí se puede divisar el monte Musa, una de las llamadas Columnas de Hércules.

Playas como la Bolonia o la Valdevaqueros para descansar o para practicar algún deporte acuático, avistamientos de animales marinos, senderos naturales, las ruinas de Baelo Claudia, rica gastronomía y tradición, son los otros grandes atractivos de Tarifa. Y está muy cerca.

Ilustrados en Alcázar de San Juan

Tampoco hace falta esperar al buen tiempo para viajar, ni renunciar a ver cofradías si es lo que gusta. En ese caso, tenemos algo para ti: Turismo Alcázar de San Juan. Desde medios como Manchainformación podrás tener información de la Semana Santa en la provincia de Ciudad Real, a la que pertenece Alcázar.

La historia de la ciudad se podría remontar a los celtíberos, si se tiene en cuenta que en su término municipal se han encontrado hachas pulimentadas, puntas de flecha o cerámicas que los estudios sitúan en la antigua Alces.

El Museo Municipal, antigua Posada de Santo Domingo, conserva en su interior mosaicos romanos. Merece la pena contemplar su visita en un recorrido por la ciudad que incluya el Torreón del Gran Prior, el Cubillo y la Capilla de Palacio, la Plaza de Santa María, el Museo FORMMA de alfarería, el Museo Casa del Hidalgo, la Iglesia de San Francisco, el Convento de Santa Clara y, a las afueras de la ciudad, el Paraje de los Molinos de Viento o el Complejo Lagunar de Alcázar de San Juan.

Situada en la ruta de los molinos de viento manchegos, en Alcázar de San Juan se respira también cultura. En 1748 se encontró en su iglesia de Santa María la Mayor la partida de bautismo de Miguel de Cervantes, lo que hizo a la ciudad reivindicarse como el lugar de nacimiento del célebre autor frente a Alcalá de Henares.

Espirituales en el Camino

Ha ido acaparando con el paso de las décadas una popularidad que hoy sigue sumando, que lo sitúan en el mapa de toda Europa, e incluso más allá. Hablamos, claro, de la peregrinación a Santiago de Compostela, cuyo recorrido, en cualquiera de sus rutas, es también uno de los sueños de todo viajero.

Nada más y nada menos que en la Edad Media nació esta peregrinación católica que, más allá de lo religioso, forma parte de la cultura europea. Y es que se trata de la antigua más antigua y más transitada del Viejo Continente, donde los paisajes increíbles, la buena comida, el rico patrimonio y la hospitalidad de sus gentes son seña de identidad.

Desde Sarria podrás hacer los últimos 100 kilómetros del Camino de SantiagoEste camino es el que recomendamos para los peregrinos que no tienen el tiempo suficiente para realizar el Camino en una versión más completa, pero que no renuncian a sus maravillas. El camino desde sarria es uno de los más populares, por lo que también es posible hacer compañeros de viaje.

Sibaritas en cualquier parte

No hace falta ser un sibarita para tratarse a uno mismo con regalo, aunque sea de vez en cuando. Todo el mundo tiene derecho a unos días de descanso y relax sin preocuparse luego por qué experiencias va a contar o qué fotos va a subir a las redes. Los retiros espirituales también son necesarios, y para eso están los que podemos llamar hoteles de yoga, y que no solo son hoteles donde practicar yoga. La meditación, los tratamientos holísticos y la alimentación saludable también son una prioridad en estos establecimientos.

El turismo de salud y bienestar gana adeptos poco a poco, porque recupera la esencia de los viajes y la escapada como balón de oxígeno ante una rutina estresante, de la que se necesita escapar de vez en cuando.

Los comentarios están cerrados.