Andalucía

La mitad de los andaluces no se ven reflejados en la imagen de Andalucía que ofrece Canal Sur

La mitad de los andaluces no se ven reflejados en la imagen de Andalucía que ofrece Canal Sur

Publicado: 19 de noviembre de 2018 10:54 (GTM+2)

Programas e imágenes de Canal Sur  durante la presidencia de Susana Díaz

Programas e imágenes de Canal Sur durante la presidencia de Susana Díaz

GAD 3 ha realizado una sondeo preelectoral para ABC que refleja que el 47,8% de los encuestados cree que Canal Sur no refleja la imagen real de los andaluces. Por su parte, un 35,3% sí se siente identificado con la programación.

En la parrilla de la RTVA hay una costosa presencia de programas de humor, de niños cantores, de citas entre ancianos que tendrían mejor cabida en una televisión privada que una pública. Los programas educativos o culturales están relegados a horas intempestivas y en los canales secundarios del caro medio público.

María del Monte, Juan Y Medio o Toñi Moreno copan la tele de Susana Díaz que no ha renovado su consejo de administración incumpliendo el pacto de investidura que firmó con Ciudadanos. Joaquín Durán sigue al frente de la RTVA a pesar de que hace 5 años caducó su mandato y cobra su sueldazo cada mes a pesar de estar de forma provisional.

Acusada en gran cantidad de ocasiones de manipulación, los servicios informativos prestan muchas veces más atención a lo que ocurre en la esfera internacional que a los graves problemas de la Sanidad, la Educación, el paro o la dependencia.

Gran parte de la plantilla de la RTVA, que se engloba en torno al hashtag #RecuperarLaNuestra, la que no cobra las cifras astronómicas de Tom Martín Benítez o Juan Y Medio, se ha rebelado hace semanas contra la manipulación, la privatización y la propia programación de los medios públicos andaluces.

Los trabajadores denuncian recortes en la plantilla y sustitución por empresas privadas que se forran mientras “explotan” a sus empleados.

En un manifiesto denunciaron que “Canal Sur no es ni del Gobierno, ni de los partidos políticos, ni de la dirección, sino de toda la ciudadanía andaluza”.

Se están eliminando programas de servicio público, culturales o educativos para concentrarse en un grupo de espectadores muy determinado con el que gran parte de la plantilla no se siente identificado.

Los empleados de RTVA que se han atrevido a denunciar la situación acusan a la Junta de una costosa privatización encubierta.

Un ejemplo de ello es el caso del programa ‘Andalucía Directo’ que Canal Sur tiene en copropiedad con Andalucía Digital Multimedia (ADM), una de las productora ‘pata negra’, es decir que llevan décadas forrándose.

En este programa ‘estrella’ los trabajadores sufren durante años malas condiciones laborales con jornadas maratonianas y trabajando en las sedes oficiales de la cadena y supliendo a personal propio de la RTVA.