Sociedad

El vestido de fiestas que estabas buscando

El vestido de fiestas que estabas buscando

Publicado: 31 de enero de 2020 16:09 (GTM+2)

El vestido de fiesta perfecto resalta las cualidades de la mujer que lo esté vistiendo, y oculta aquellas características no tan favorecedoras. Además, se nota a simple vista que es el adecuado para la ocasión, lo que hace que destaque entre la multitud.

Escoger un vestido siempre es algo complicado para las mujeres, y en especial, para las fiestas. Los vestidos de fiesta deben ser innovadores, aunque nada que fuera de la moda para que dejen una muy buena impresión. Es parte del cambio que una mujer debe hacer para llamar la atención con su vestuario en cada encuentro.

Los vestidos cambian radicalmente entre las ocasiones, por lo que es normal que haya opciones casi infinitas para esta prenda. Es cuestión de intentar buscar uno que se sienta como propio, tanto porque se vea muy bien, como porque se adapte al cuerpo y a la personalidad de la mujer.

Es por este motivo que, poco a poco, las mujeres se han ido distanciando de las típicas tiendas en las que venden una gran variedad, y han optado por tiendas especializadas que se encargan de orientar en la elección del vestido. También es habitual que en estos sitios se ofrezca la opción de adaptarlo al cuerpo y personalizarlo para la ocasión.

Las tendencias en vestidos para fiestas

Actualmente, casi cualquier diseño es apto para este tipo de ocasión, pero igualmente, hay algunos que se verán mejor. En el 2020 la tendencia pasa por usar colores llamativos y hasta metálicos. Esto le dará algo más de carácter a la prenda y hará que se luzca más. Lo que habrá que tener en cuenta es que no se verán apenas los accesorios, dado que todo el protagonismo se lo llevará el vestido.

Las telas con brillantes y suaves son las que más se van a usar, además de que permiten resaltar todo el conjunto, suelen ser un poco más pesadas o algo más duras. Como consecuencia, los vestidos tienden a caer más y estar bastante pegados a la cintura y las piernas, lo que da un toque bastante elegante.

Los cortes más comunes son el recto y cerrado para aprovechar mejor la caída tan fuerte del vestido, esta combinación hace que se adapte perfectamente al cuerpo, y así se marca la figura del mismo. Es bastante innovador para los vestidos de madrinas de bodas porque anteriormente eran más recatados.

Lo más normal es ahora llevar un vestido a la altura de las rodillas, incluso si la ocasión es tan formal como una boda, sin embargo, los vestidos largos son siempre una opción segura. En general, el vestido de fiestas ahora es atrevido pero sutil, lo que se ve perfectamente en sus colores y formas.

El vestido perfecto

No hay un único modelo que sea mejor que los demás. Dependerá de cómo quede, cuál sea la intención al usarlo y la ocasión para la que se esté vistiendo. Sin embargo, habrá pautas básicas que facilitarán la labor de encontrar el ideal.

La primera pauta será fijarse en el tipo de evento que se vaya a celebrar. No será lo mismo asistir a una cena de trabajo que a una boda o una fiesta. En el caso de las bodas, las mujeres no deberían resaltar tanto porque es el día de la novia, sin embargo, las madrinas sí llamarán bastante la atención. Sus vestidos serán escogidos con mucho cuidado, y en ocasiones, serán personalizados para tener un distintivo entre el conjunto de los vestidos.

Las características del lugar también pueden influir directamente en la vestimenta. Por otra parte, a las mujeres morenas les favorecen mucho los colores intensos como rojo puro, azul oscuro y granate; mientras que a las de cabello claro, les van bien los colores como el rosa y el azul claro, o los pasteles.

El vestido debe ajustarse en las partes correctas del cuerpo. Esto es difícil para casi todas las mujeres porque los vestidos se hacen con medidas estándar. Es por ello que lo mejor es ajustarlo, y de una misma vez, mandarlo a personalizar para que te sientas completamente cómoda con él.