Andalucía

La Junta amenaza con denunciar a los padres que no lleven a sus hijos a clase

La Junta amenaza con denunciar a los padres que no lleven a sus hijos a clase

Publicado: 7 de agosto de 2020 13:42 (GTM+2)

En lugar de dialogar con las AMPA y los sindicatos para cumplir con las demandas de medidas de seguridad

Javier Imbroda, consejero de Educación y Deporte de la Junta de Andalucía

Javier Imbroda, consejero de Educación y Deporte de la Junta de Andalucía

Pese a que las asociaciones de padres y madres de alumnos (AMPA) y los sindicatos de profesores y otros trabajadores del sector, la Junta de Andalucía continúa con sus planes de retomar en septiembre el curso escolar de manera presencial.

No importan los rebrotes y los casos de transmisión comunitaria, para el consejero de Educación y Deporte, Javier Imbroda, “la presencia lindad resulta fundamental” en la formación de los menores.

Según el iluminado que tenemos al frente de la consejería de educación “el docente no se puede sustituir por una pantalla de ordenador”, asumiendo que el hecho de dar las clases a distancia implica eliminar a los profesores de la ecuación y no aprovechar la tecnología para dar las clases evitando el contacto físico.

En las últimas semanas el número de nuevos casos de coronavirus y de focos de contagio se ha multiplicado tanto en España como en Andalucía, por lo que los expertos creen que una vuelta a las aulas de millones de alumnos andaluces nos abocará a multiplicar esos casos de manera exponencial.

El problema aquí es que los profesores y las AMPA se quejan de que el protocolo previsto por la Junta de Andalucía es completamente insuficiente para hacer frente con seguridad al reto de volver a las aulas en plena pandemia.

Incluso se han dado ya casos de dimisiones en bloque de todo el equipo directivo de centros educativos andaluces y las AMPA advierten de que en estas circunstancias muchos padres optarán por no llevar a sus hijos a clase.

Ante esto, desde la Junta de Andalucía, en lugar de dialogar con los sindicatos y asociaciones AMPA para escuchar sus peticiones y poner todos los medios necesarios para garantizar la seguridad de los alumnos, profesores y familiares de estos, se ha optado por otra táctica mucho más cercana a lo que nos tienen acostumbrados desde la derecha, encarnada en el gobierno andaluz por el PP y Ciudadanos: amenazar.

Así, desde la Consejería de educación y deporte advierten de que si los padres y madres no llevan a sus hijos a clase por miedo al virus, aunque mejor sería decir por miedo a como están gestionando desde la Junta las medidas para evitar el contagio del virus, se activará el protocolo de absentismo, lo que puede implicar incluso la pérdida de la custodia de los hijos, ya que, según recuerda el gobierno andaluz, en la educación primaria y secundaria la escolarización es obligatoria.