Sociedad

Consejos para lavar la ropa y no dañarla

Consejos para lavar la ropa y no dañarla

Publicado: 12 de noviembre de 2020 17:02 (GTM+2)

¿A cuántos de nosotros nos ha pasado alguna vez, que al sacar la ropa de la lavadora, nuestra prenda no luce igual que cuando la metimos? En ocasiones ocurre que una pieza destiñe y mancha nuestra ropa, o que de tanto estregar nuestra blusa favorita, terminamos deteriorándola. También es muy común ver que una prenda cambia de tamaño una vez salida de la lavadora. Lavar la ropa no es tan sencillo como podríamos pensar, especialmente puede ser todo un reto si estamos iniciando nuestra etapa de independencia. Entonces, ¿qué sugerencias podemos seguir para no dañar nuestra ropa al lavarla?

No dejes de leernos, pues a continuación, te revelaremos los mejores consejos para que tu ropa luzca siempre como salida de los anaqueles del centro comercial.

Lavado

A la hora de lavar la ropa es importante que tengas a la mano todos los implementos que necesites, asegúrate de que no te falte nada. Separa la ropa por colores y por calidad. Una buena opción es colocar la ropa de casa en un lado y la de trabajo en otro. Usa suavizante solo con prendas suaves y en jeans.

Por otro lado, es preferible lavar las prendas delicadas a mano o con un ciclo suave en la lavadora, así te asegurarás de no dañarlas. Como el algodón tiende a desteñir, es recomendable que lo laves por separado o usa un acondicionador de telas. No olvides prestar atención a las instrucciones de las etiquetas de tu ropa, generalmente dicen cuál es la forma más adecuada de lavarla.

Hay prendas que no necesitan ser lavadas con tanta frecuencia, por ejemplo, las chaquetas y los jeans. Todo lo contrario, si los lavas muy seguido pueden deteriorarse, especialmente los jeans que traen esos roticos que están tan de moda.

Recuerda también que hay prendas que son delicadas y deben ser llevadas a la tintorería para un lavado en seco, como los trajes o la seda.

Secado

Aunque secar la ropa al sol es una práctica muy común, no es lo más recomendable, pues al estar expuesta a los rayos solares por tanto tiempo, irá perdiendo su color. El uso de la secadora tampoco es muy recomendable, tiende a rasgar la ropa o debilitar su tejido con el calor y las vueltas. Entonces ¿qué opción podría ser la mejor?

El tendedero extensible podría serte de gran ayuda;actualmente en el mercado puedes encontrar gran variedad de modelos que se adaptan a tus circunstancias. Puedes encontrarlos plegables, eléctricos, de pared, de techos y de distintos tamaños, incluso para departamentos o casas pequeñas. Estos tienen muchas ventajas: no son costosos, puedes adaptarlos al espacio que tengas disponible, los puedes ubicar dentro o fuera de casa y no dañarán el tejido de tu ropa.

¿Qué no hacer?

Usar demasiado jabón: Si tu ropa está muy sucia, no creas que con añadir detergente demás, quedará como nueva. Al contrario, usar jabón de forma discriminada puede estropear tu ropa.
Meter las prendas pequeñas en último lugar: De esta forma es más probable que se pierdan o maltraten. Una buena opción es meter tu ropa interior en una malla antes de llevarla a la lavadora. Si haces esto, nunca más perderás algún calcetín.
Meter demasiada ropa en la lavadora: Este es uno de los peores errores, y aun así, uno de los más comunes. Arriesgas tu lavadora, arriesgas tu ropa y ni siquiera queda limpia. Es mejor tener paciencia e ir lavando por tandas pequeñas.

¿Y si mi ropa está muy sucia?

Tómate el tiempo que sea necesario para lavarla. Una buena sugerencia es dejarla en agua con jabón un tiempo antes de lavarla, así las manchas saldrán con más facilidad. Y hablando de manchas, atácalas de una en una con un cepillo de celdas suaves, de esta forma no lastimarás toda la prenda.

Si sigues estos sencillos consejos, tu ropa lucirá bonita por mucho más tiempo.