Sociedad

Cómo adaptar tu casa a personas con movilidad reducida

Cómo adaptar tu casa a personas con movilidad reducida

Publicado: 17 de diciembre de 2020 13:49 (GTM+2)

Una casa accesible o adaptada es aquella en la que se han eliminado todas las barreras y obstáculos para facilitar el movimiento de personas con movilidad reducida, ya sean personas mayores o con algún tipo de discapacidad. Tanto si buscas llevar a cabo pequeñas modificaciones para adaptarte a una visita, como si buscas adaptaciones permanentes, en la mayoría de los casos no hacen falta grandes obras ni realizar grandes inversiones; basta con tener en cuenta ciertos aspectos y adaptar las instalaciones de nuestra casa lo mejor posible.

Es cierto que en algunos casos se requiere la asistencia de profesionales del sector que te aconsejarán dependiendo de cada caso, aunque siempre puedes comenzar anotando las siguientes claves que hemos considerado de mayor relevancia.

Accesos y distribución

Es fundamental el establecer alternativas a las escaleras, ya sea con rampas, sillas salvaescaleras o ascensores. Las puertas han de ser automáticas o de poco peso para que sea fácil empujarlas y no tener que sujetarlas. Las alfombras albergan cierto riesgo y pueden suponer una traba a la movilidad. Hay ciertas normas que regulan el establecimiento de accesos adaptado a personas con movilidad reducida en las entradas a los edificios.

En cuanto a la distribución de la casa, es importante que haya una buena visibilidad para que los recorridos sean más seguros. La separación entre los muebles debe ser amplia ylos pomos de las puertas se deben evitar, y si no, al igual quelos enchufes, han de estar a una altura adecuada. La iluminación automática por detección de movimiento es la opción preferible.

Cocinas y baños adaptados

Siempre que se pueda elegir, es preferible el plato de ducha a la bañera. Será necesario instalar barras de sujeción, tanto en la ducha como en el inodoro, y evitar a toda costa suelos deslizantes.

El lavabo ha de estar anclado a la pared, con la parte de debajo libre para que sea más fácil acercarse con la silla. Y es recomendable que la puerta sea corredera o que se abra hacia afuera, para facilitar la asistencia desde el exterior en caso de emergencia.

En la cocina, las mesas con ruedas son una alternativa perfecta para trasladar objetos, ya sea platos con comida, ollas, etc. Los muebles y alacenas han de estar a la altura adecuada y el grifo del fregadero ha de ser extraíble para facilitar su uso.

Transportes

En los casos que se cuente con garaje, hay que despejar al máximo posible el espacio ya que si se dispone de un coche adaptado para sillas de ruedas hay que facilitar al máximo la entrada y salida del pasajero con movilidad reducida.

Si no es el caso, es de gran ayuda el tener controladas las plazas de aparcamiento para discapacitados y la distancia que hay desde estas hasta la vivienda.

Con respecto al transporte público, es fundamental conocer bien las distintas conexiones e informarse si las instalaciones están adaptadas a personas con movilidad reducida.