Sociedad

Investigan los beneficios del cannabidiol para la salud humana

Investigan los beneficios del cannabidiol para la salud humana

Publicado: 11 de abril de 2022 19:28 (GTM+2)

Cada vez son más los estudios clínicos que confirman los beneficios que ofrece el cannabidiol, un componente que cuenta con gran cantidad de propiedades medicinales ante diversas patologías que hasta hace poco se desconocían.

En primer lugar, es obligatorio conocer qué es esta sustancia de la que se habla tanto en infinidad de medios, ya que para muchas personas, el concepto que tienen de la misma dista bastante de la realidad, concediéndole una connotación negativa debido al desconocimiento.

El cannabidiol, también conocido como CBD, es uno de los principales componentes del cannabis, destacando sobre los más de 100 cannabinoides que se encuentran de forma exclusiva en esta planta. 

El CBD se extrae de la flor del cannabis y es un compuesto completamente natural, que se caracteriza por un gran potencial terapéutico, ayudando en la mejora de determinados síntomas de distintas enfermedades y sin efecto psicotrópico. Gracias al uso terapéutico del cannabidiol se ha conseguido mejorar la calidad de vida de una gran cantidad de pacientes con afecciones concretas.

Productos a base de CBD

En el mercado existen muchas tiendas online que venden CBD en diferentes formatos, siendo los más comunes, los que se muestran a continuación:

El aceite de CBD es de los más conocidos y sirve tanto para masajes como para su uso tópico, encontrándose en cápsulas, gotas e incluso aerosoles. Dependiendo de cada producto, la concentración de aceite de CBD puede variar, adquiriendo uno u otro, dependiendo del uso para el que vaya destinado. Conforme aumenta el porcentaje de concentración de CBD, su capacidad ante dolores más importantes también crece. Independientemente del formato en el que se presente, su efecto es el mismo, solo depende de la concentración de la sustancia en el aceite.

Otro de los productos estrellas elaborados a base de cannabidiol son las cremas para aplicación tópica, que también presentan diversos porcentajes de concentración. Es fácil encontrar lociones, bálsamos o pomadas de este tipo, y son muy efectivos para diferentes tipos de problemas cutáneos y diversos dolores.

Si lo que se busca es mejorar el descanso por sufrir insomnio, o si se tiene depresión o ansiedad, otro producto con CBD son los e-liquid. Este tipo de artículos suelen ser vaporizadores para usar en el hogar como cigarrillos electrónicos.

Un producto que aún no está considerado legal en España son los comestibles elaborados con cannabidiol, donde existe una amplia variedad de caramelos, gominolas y chicles de distintos sabores, en los que las propiedades de esta sustancia se mantienen.

Beneficios del CBD

Los síntomas para los que el uso de esta sustancia proveniente del cannabis está indicado son innumerables y los beneficios derivados de su consumo cada vez mayores, a pesar de que a día de hoy, no se conocen por completo todas las cualidades medicinales del cannabidiol. Entre las cualidades de las que sí hay evidencia en la actualidad, cabe enfatizar en las siguientes:

El CBD cuenta con propiedades ansiolíticas, antiinflamatorias y analgésicas, antipsicóticas, antitumorales, neuroprotectoras y anticonvulsionantes. 

Gracias a tales propiedades, es de gran ayuda ante enfermedades en las que se cursan importantes dolores crónicos, como puede ser la fibromialgia o la artritis, que son inflamatorias autoinmunes.

En casos en los que se padece cáncer, el consumo de CBD ayuda a aliviar los síntomas derivados del tratamiento de quimioterapia (náuseas y vómitos, dolores e insomnio), o tumores de todo tipo, como melanomas, gliomas, de próstata o de mama, entre otros.

Tal y como se indicaba anteriormente, el cannabidiol sirve de gran ayuda en personas con depresión, que experimentan frecuentemente episodios de ansiedad e incluso estrés

Esta sustancia también es recomendable en personas que padecen enfermedades neuropsiquiátricas, siendo claros ejemplos, los pacientes con TDAH, con esquizofrenia o con autismo. Con una gran evidencia de utilidad en casos de alcoholismo.

También presenta beneficios en casos de trastornos neurológicos, en los que se incluyen el Parkinson, la demencia o el Alzheimer.