Sociedad

Qué tener en cuenta sobre los trabajos en altura

Qué tener en cuenta sobre los trabajos en altura

Publicado: 5 de noviembre de 2019 18:53 (GTM+2)

Ya sea para efectuar la limpieza de un edificio, para su construcción u otros servicios del estilo, los trabajos en altura son muy necesarios. Es por eso que se deben conocer sus características y la importancia de que sea personal cualificado el que se ocupe de realizarlos. 

Los trabajos en altura son aquellos tan necesarios para llevar a cabo labores como la construcción o limpieza de algunos edificios. Por supuesto, sólo personas totalmente capacitadas pueden hacerlo y se deben seguir estrictas condiciones de seguridad para que el personal a cargo no corra ningún tipo de riesgo. Además, se deben encontrar las condiciones necesarias para poder efectuar el trabajo sin complicaciones.

 

¿En qué consisten?

Como mencionamos, los trabajos en altura, también denominados trabajos verticales, son aquellos que se realizan mediante cuerdas y cables que mantienen al personal suspendido en el aire. En Sevilla, hay empresas especializadas en este tipo de labores, que utilizan las técnicas de escalada y espeleología para alcanzar aquellas zonas de difícil acceso, y garantizar que se cumplan todas las medidas de seguridad. 

Los trabajos verticales Sevilla son, en definitiva, trabajos de alto riesgo. Aun así, resultan absolutamente necesarios para conseguir objetivos específicos vinculados a distintas áreas de desempeño. Normalmente, podemos asociarlos con las labores de limpieza que deben efectuarse en edificios de alturas importantes. A menudo, al caminar por la calle, se pueden avistar en edificaciones altas, trabajadores pertenecientes a grandes empresas suspendidos mediante varios dispositivos. 

Aun así, estos tipos de trabajos no están única y específicamente ligados a la limpieza de las construcciones, sino que pueden destinarse a cubrir distintos servicios, ya sea para el mantenimiento de fachadas, para la instalación de líneas de vida homologadas, para el sellado de grietas, entre otros tantos. Sea cual sea el caso, éstos siempre se realizan con suma cautela y con todo un equipo, técnico y humano, preparado para afrontar los riesgos que implican estos desplazamientos.

 

Qué servicios ofrece una empresa de trabajos en altura

Es muy amplia la cantidad de servicios que puede ofrecer una empresa especializada en trabajos en altura. Uno de los servicios más solicitados por las personas, así como por las empresas, es la impermeabilización. Una empresa de impermeabilizaciones en Sevilla se ocupa de reformar y proteger las cubiertas de los edificios y de obras nuevas, de toda clase de agentes meteorológicos. Es decir, este tipo de procedimientos impide que el agua de las precipitaciones y tormentas, por ejemplo, se filtre entre las cubiertas, ingrese en la estructura del edificio y genere daños. 

Es un tipo de servicio que a día de hoy supone la utilización de productos y tecnología modernos, que en conjunto, con la buena aplicación del personal capacitado puede garantizar que no quede humedad debajo de la cubierta, y que en consecuencia, el trabajo tenga mucha mayor durabilidad, y no precise de nuevas reformas en el futuro cercano. 

Esto es de suma importancia, ya que la lluvia no es el único factor que puede alterar las superficies. Las altas temperaturas, la humedad, o las bajas temperaturas, pueden afectar los materiales e ir debilitándolos con el tiempo, generando fracturas, haciendo que salte la pintura, o que se formen hongos. Aunque, al principio, no parezca gran cosa, lo cierto es que se van produciendo daños cada vez más considerables, que de no ser atendidos a tiempo podrían implicar una reforma completa de la edificación, tanto en el área exterior como en el interior. 

Además de considerar la resistencia del edificio, es necesario contemplar su transitabilidad, ya que los daños en él podrían terminar siendo perjudiciales también para los peatones o las personas que transiten su interior. La humedad, sobre todo, no debe ser subestimada. Es, a menudo, la causa de buena parte del deterioro en la mayoría de los edificios y viviendas.

Por el mismo motivo, una empresa de trabajos en altura también se ocupa de la rehabilitacion de fachadas en Sevilla, que implica diferentes procesos, efectuados sobre distintos tipos de superficies. El más común es la limpieza sobre cristales exteriores, ladrillos, persianas, tejados, silos y fachadas. En las empresas más modernas, ésta no es realizada con la utilización de andamios, economizando tiempo y permitiendo finalizar el trabajo de forma aún más rápida y eficientemente.

La limpieza de fachadas y edificios, en general, es necesaria para mantener el correcto estado no sólo de su apariencia, sino  por su seguridad. De este modo, se evitan daños que puedan llegar a ser peligrosos, y se preservan los materiales de la edificación de la mejor manera posible. En ocasiones, también se reemplazan elementos que si ya están muy deteriorados no baste con realizar la limpieza. 

Son muchos los agentes externos que pueden afectar a la apariencia de un edificio, especialmente en las grandes ciudades, cuyo aire está además, permanentemente contaminado por distintos gases. Es por este motivo que, muchas veces, podemos avistar cómo poco a poco en los frentes de los edificios van apareciendo manchas amarillentas, verdes o negras, y la pintura descascarada. 

La limpieza para cada problema puede llegar a realizarse de distintos modos y con la implementación de productos variados, en función de lo que el personal especializado considera necesario. Por lo general, en muchas circunstancias, las empresas de trabajos en altura también tienen pintores en Sevilla que realizan la labor para dar nuevas manos de pintura a las fachadas, una vez que se han limpiado todas las impurezas y manchas de humedad, y que se han impermeabilizado correctamente las superficies. 

En estos casos, los profesionales también emplearán los tipos de pintura que resulten más adecuados para cada tarea, según las características del edificio, de los materiales, y de los agentes que podrían llegar a intervenir en su estado. Por ejemplo, en algunas superficies la adherencia es más complicada que en otras, por lo que el personal tomará medidas específicas para solucionar este problema y así poder dar las manos de pintura requeridas. Una empresa profesional utilizará pinturas de calidad para garantizar que se adhiera más fácilmente, que cubra la superficie y que resista a las variabilidades atmosféricas.