Sociedad

Todo lo que hay que saber para poder reconstruir un accidente de tráfico

Todo lo que hay que saber para poder reconstruir un accidente de tráfico

Publicado: 30 de diciembre de 2020 19:57 (GTM+2)

Se trata de una tarea que debe ser llevada a cabo por expertos profesionales, debido a que hay que tener un gran número de aspectos en cuenta, así como la cualificación correspondiente para poder elaborar el informe más detallado y completo.

Aunque a nadie le gusta ser protagonista de un accidente, lo cierto es que en ocasiones ocurren este tipo de situaciones y, a veces, no es tan fácil atajarlas como parece. Hay que tener en cuenta que en el momento que se produce una colisión, es frecuente que haya, al menos dos partes afectadas, y no siempre se llega a un acuerdo en el momento que se ha producido. También hay que decir que, en otras situaciones, los conductores se pueden dar a la fuga o incluso puede haber desenlaces fatales, con fallecidos en el peor de los casos. A pesar de que siempre se quiere o, por lo menos, se intenta llegar al mejor de los acuerdos, no siempre es así y es entonces cuando es necesario contratar los servicios de un perito de reconstrucción de trafico

Lo cierto es que estos profesionales se vuelven imprescindibles en el momento de tener que esclarecer cuáles han sido las causas que han provocado el siniestro. Un profesional que está totalmente especializado en estas tareas, con la cualificación correspondiente, de manera que conocen todas las técnicas y herramientas que se deben utilizar para ello.

¿Qué hace exactamente un perito?

Antes de conocer las tareas que debe llevar a cabo un perito, es importante indicar que para ejercer esta profesión se debe contar con la formación adecuada y específica. Precisamente por ello, lo habitual es que estos peritos sean ingenieros y expertos en todo lo relacionado con el sector del automóvil, sobre todo dentro del campo más técnico. No hay que olvidar que un perito de accidentes Madrid se encarga de analizar con todo lujo de detalles, el lugar donde se ha producido el siniestro, de ahí que deba tener una formación concreta y especializada. Sabiendo esto, es importante tener en cuenta que este tipo de profesionales estudian el lugar, la vía o el contexto en el que se ha producido el siniestro, intentando esclarecer todos los hechos y buscando todo tipo de indicios, ya sea en la zona, en los vehículos o en los propios ocupantes si fuera necesario.

En base a toda la información recopilada, el perito de reconstrucción se encarga posteriormente de redactar un informe detallado con todos estos datos. Dicho informe debe ser firmado por un profesional debidamente acreditado, ya que en muchos casos, puede llegar a ser una prueba determinante si el accidente termina por desencadenar en un juicio.

¿Cómo es el informe de reconstrucción?

Tal y como su nombre indica, el informe de reconstrucción es un documento que solo puede redactar un perito con la formación y homologación adecuadas. Un documento en el que se establecen todos los datos que se han recabado en el lugar del accidente, atendiendo a un gran número de factores, desde las condiciones de la vía, hasta el estado del vehículo, los ocupantes o incluso pueden ser determinantes las inclemencias meteorológicas, entre otras muchas más cosas.

Para poder elaborar este informe de manera correcta, hay que fijarse bien en todo. Más allá de las pruebas o factores anteriormente citados, hay que decir que este documento debe basarse en fotografías realizadas en el lugar del accidente, también de otros informes policiales o médicos, así como el propio análisis del perito o peritos.

El gran objetivo es intentar responder a una cuestión clara, ¿qué ha pasado? Y para ello, lo mejor que puede hacer un profesional de estas características, es recopilar todo tipo de pruebas, ya que éstas serán determinantes para saber las causas y, por consiguiente, las consecuencias que han podido tener las mismas.

Hay que decir que este informe de reconstrucción, actualmente, puede presentarse en diferentes formatos, ya que aunque originalmente su formato habitual era el papel, ahora con la llegada de las nuevas tecnologías se han podido fabricar softwares específicos para facilitar la tarea de estos peritos y ofrecer un mayor número de detalles.

Qué se debe tener en cuenta a la hora de hacer un informe

En el momento que un perito de reconstrucción se pone a elaborar un informe de accidentes, debe tener en cuenta una serie de aspectos clave. De esta manera, lo primero que hay que hacer, es analizar con detalle todos los elementos que conforman la vía, así como los factores que han podido influir para que finalmente ocurriese el siniestro. Para ello, el profesional puede desplazarse hasta el lugar indicado o, en su defecto, basarse en otros documentos, fotografías u otras pruebas para redactar su propio informe.

Claro está, otra tarea del perito es analizar el o los vehículos que hayan formado parte del accidente. Generalmente se hace un estudio detallado de la parte más técnica del automóvil, como es el caso de mirar los frenos, por ejemplo.

Además de todo ello, para una reconstrucción del accidente de tráfico, hay que ver los daños que han tenido las personas afectadas o incluso si hay víctimas.

¿Dónde contratar estos servicios?

En el caso de necesitar un experto para llevar a cabo este tipo de tareas, desde reconstrucciondeaccidentesdetrafico.com lo ponen muy fácil, tan solo hay que ver web para saber todos los servicios que proporcionan, con gran calidad y a precios asequibles. Se trata de un grupo de peritos especializados en estos trabajos, que se ponen a disposición de los clientes para resolver casos desde cualquier punto de la península ibérica. Son expertos en la elaboración de informes detallados y verificados, a lo que se suma un servicio de asesoramiento totalmente gratuito para los usuarios que así lo necesiten.

El principal objetivo de estos profesionales es ofrecer un servicio integral para elaborar la mejor reconstrucción posible del accidente de tráfico. Para ello, de manera previa realizan trabajos de investigación y, posteriormente, redactan el informe en base a pruebas reales y fehacientes.