Nacional

La Audiencia Nacional imputa al expresidente del BBVA Francisco González por los pagos al excomisario Villarejo

La Audiencia Nacional imputa al expresidente del BBVA Francisco González por los pagos al excomisario Villarejo

Publicado: 14 de noviembre de 2019 12:35 (GTM+2)

Francisco González, expresidente del BBVA.

Francisco González, expresidente del BBVA.

Manuel García Castellón, juez titular del Juzgado Central de Instrucción número 6 de la Audiencia Nacional, ha decidido citar al expresidente del BBVA, Francisco González, en calidad de investigado por presuntos delitos de cohecho y revelación de secretos.

Según afirman a Europa Press fuentes jurídicas ha sido convocado para el próximo lunes días 18 de noviembre.

El material incautado a Villarejo sobre su relación con el BBVA ha motivado que se abra una pieza separada, la número 9 de la causa Tándem, en la cual se investiga el espionaje que encargó el banco al excomisario jubilado en 2004, ante una OPA hostil de Sacyr, y que se duró 13 años.

Villarejo estaba entonces en activo y era comisario en la Comisaría General de Policía Judicial, donde estuvo trabajando hasta 2010. Tras esto pasó en comisión de servicio a la Dirección Adjunta Operativa (DAO) de la Policía Nacional, donde se jubiló en 2016.

La Fiscalía Anticorrupción ha pedido ayer miércoles al magistrado su imputación en la pieza en la que se investigan los pagos del BBVA a José Villarejo. Las empresas del excomisario facturaron más de seis millones de euros al BBVA solo entre los años 2012 y 2017. Francico González dejó todos sus cargos del banco el pasado mes de marzo.

Ya en julio el juez imputó al BBVA "como persona jurídica" por los delitos de revelación de secretos y corrupción en los negocios. La Fiscalía Anticorrupción responsabiliza al banco de la contratación de "servicios de inteligencia e investigación de carácter patrimonial e ilícito" al comisario.

Junto a Villarejo, también está imputado por los pagos del BBVA el inspector jefe jubilado Antonio Bonilla, investigado en otras piezas del caso Villarejo. Las pesquisas le señalan como colaborador del excomisario que conseguía datos confidenciales de los contactos que conservaba en la Policía.

Tanto 'Moncloa.com' como El Confidencial han publicado grabaciones y documentos sobre la relación entre el BBVA y Villarejo mediante el exjefe de seguridad del banco Julio Corrochano, uno de los exponentes de los contratos de mandos policiales en bancos, compañías telefónicas, empresas de seguridad y otras firmas del IBEX 35, tras haber mantenido contacto con ellas cuando eran funcionarios.

El BBVA contrató al comisario Villarejo durante tres meses –de diciembre de 2004 a febrero de 2005– para que abortar la operación de arrebatar el control de la entidad a Francisco González.

Según detalla El Diario, el expolicía espió a Luis del Rivero, presidente de Sacyr; su consejero, Juan Abelló; y el jefe de la Oficina Económica de José Luis Rodríguez Zapatero, Miguel Sebastián, así como las de otras empresas, medios de comunicación y gabinetes implicados.

La entidad financiera se comprometió a pagar un mínimo de 417.600 euros y un pago extra de otros 120.000 si Villarejo tenía éxito.  Finalmente, la compra del banco no se produjo y Sacyr renunció a entrar en el consejo después de la falta de apoyo del Banco de España y las acusaciones de "politización".